Está aquí: HomeDeportes

Deportes

Tijuana.- Este viernes, el Club Tijuana Xoloitzcuintles de Caliente cerrará su temporada casa ante Puebla de la Franja en partido correspondiente a la Fecha 16 de la Liga MX, Torneo Clausura 2016.

En la conferencia de prensa previa al entrenamiento de este jueves, el técnico Miguel Herrera comentó que aún no tiene lista la alineación que saldrá mañana. Además, habló sobre el estado del ánimo del equipo tras sumar otro torneo sin estar en la fiesta grande y donde además ahora tienen que preocuparse sobre el tema de la porcentual.

“Lo tienen que tomar con la determinación que lo hemos dejado en nosotros. No pasa porque no se hayan conseguido las cosas En partidos donde hemos tenido ventaja nos dejamos rebasar jugando bien. Entonces por más que lo pensemos o lo veamos por otro lado la responsabilidad estuvo en nuestras manos y tenemos que modificarla. Aún no tengo definido el cuadro que va a salir pero desde este viernes, vamos a salir con todo para cerrar con dignidad, ya que esto no se acaba hasta después de la jornada 17”, expresó.

Por otro lado, Herrera habló sobre los rumores que colocan en Tijuana a Moisés Muñoz y al argentino Brian Fernández, quien de acuerdo a información del Diario Olé se integraría al conjunto canino para el próximo torneo.

“Es mentira, el futuro de este equipo están en las manos de Lajud y si Dilan se recupera bien al 100% este equipo tiene portero de gran calidad para muchos años. No porque Moi no sea un arquero de gran calidad, pero para hacer crecer a los muchachos que tenemos nosotros, a Vilar aún le queda contrato, entonces estamos muy tranquilos por esa parte. Si se su caso, pero no nunca hemos hablado de ese jugador, sabía que venía a México pero no que estaría acá rehabilitándose, necesitamos hombres que den todo desde el principio y con él no dan los tiempos”, concluyó.

 

Fue un triunfo categórico. El América vino de atrás en el marcador y derrotó 2-1 a los Tigres en la cancha del Estadio Azteca para coronarse campeón de la Liga de Campeones de la Concacaf y con ello, regresará al Mundial de clubes el próximo mes de diciembre en la celebración de sus 100 años de vida.

Fue un encuentro muy disputado entre dos ofensivas muy poderosas. Tigres se puso en ventaja al minuto 39 cuando Rafael Sobis remató dentro del área y Hugo González rechazó con la rodilla, pero el balón le volvió a quedar al brasileño, quien aprovechó para meter una diagonal a la llegada del francés André-Pierre Gignac, quien de primera intención venció al arquero de las Aguilas.

Parecía que las cosas se salían de control para el equipo de Nacho Ambriz, sin embargo y pesar de irse con la desventaja en el marcador al medio tiempo, las Aguilas salieron con el chip cambiado a la segunda mitad, donde aprovecharon al máximo la velocidad de sus atacantes.

Como dicta la historia del futbol, después del error viene el gol y al minuto 66 Gignac parecía que conseguiría la igualada en el global, pero una afortunada salida del arquero Hugo González quien despejó con la cabeza un balón por lo alto ante la embestida del francés, pareció ser la señal de ataque.

Apenas tenía dos minutos en el campo el ecuatoriano Michael Arroyo que tomó el lugar de Dario Benedetto quien sólo había hecho un disparo a puerta, cuando al minuto 68 se fue por la banda izquierda, recortó sobre el borde del área y tras quitarse con dos fintas hasta a cuatro jugadores de Tigres, prácticamente frente al área penal dobló la cintura y sacó un fogonazo que fue a clavarse en la base del palo izquierdo del arquero Nahuel Guzmán que no pudo alcanzar el disparo.

El ecuatoriano se ha convertido en el amuleto del América, pues fue él quien inició la remontada en el Apertura 2014 ante Tigres para coronarse en la Liga MX, y además anotó el gol ante Santos en la semifinal de este torneo que le permitió a su equipo avanzar y con su gol del empate contribuyò de manera sustancial al regreso de su equipo en el partido.

El descontrol de Tigres fue evidente a partir de ese momento, y aunque siguieron atacando, la ordenada defensa del América no permitió nada más a los discípulos del Tuca Ferretti, incluso la violencia se hizo presente ante la desesperación de los regiomontanos, y en una embestida sobre Miguel Samudio en el borde izquierdo del área, provocó que el árbitro marcara un penalti a favor de las Aguilas al minuto 86, mismo que fue cobrado de manera magistral por Oswaldo Martínez para consumar la remontada y la categórica victoria de 4-1 en el global sobre los Tigres.

El América obtuvo de esta manera su séptima corona del área de la Concacaf, y su segunda consecutiva, pues también el año pasado obtuvo el título, con ello superó a la Maquina Celeste de Cruz Azul quien tenía la supremacía con seis coronas regionales.

 

“Ahora a enfocarse en la Liga”: Peláez

 

“Hay presión siempre por ganar. La hemos sabido canalizar para bien, la exigencia es importante siempre. Vamos a recuperarnos para cerrar bien la Liga y tratar de ganarla”, expresó Ricardo Peláez, presidente deportivo de las Águilas al término del encuentro.

Der la misma forma reconoció el trabajo de Nacho Ambriz, quien supo manejar las críticas que le llovieron cuando llegó al banquillo y ahora obtuvo su primer título con el América. “Es una persona humilde, una persona muy trabajadora. Los jugadores le han regalado este título”. De la mano de Peláez, el América ha ganado 4 de las 5 finales que ha disputado.

 

 

Tigres sucumbió en casa ante un cuadro alternativo del América, y la obligación para el cuadro universitario esta noche en el Estadio Azteca será compleja, tras el 2-0.

 

Si bien el Coloso de la Ciudad de México le ha arrojado capítulos amargos a los universitarios, no es la primera vez que se ven en necesidad de remontar dos goles ante América en el macro estadio, y no todo ha sido para mal.

 

Similar a la situación que viven ambos clubes actualmente, en el Apertura 2005 América era campeón defensor del torneo de liga cuando visitó a Tigres en el Volcán por los cuartos de final. Los de Coapa se llevaron una ventaja de dos goles (1-3), la cual complementó su posición superior en la tabla. Los titulares de la prensa y análisis posteriores no dejaban espacio para la duda: la serie parecía sentenciada y se allanaba el sendero al bicampeonato.

 

Con el mando de Osvaldo Batocletti en el banquillo y Claudio Suárez sobre el campo, Tigres llegó al Azteca y al cabo de 35 minutos ya había marcado los tres goles que necesitaba para eliminar a los azulcrema. Sixto Peralta dio el primer golpe y Walter Gaitán marcó un doblete que dejaba a los locales pasmados.

 

Kléber Boas respondió en el segundo tiempo para devolver la calma, pero la garra se volvió casi literal y, al minuto 90, el defensor brasileño Julio César batió la portería de Guillermo Ochoa para acabar con las aspiraciones de repetir el título de una de los mejores equipos que ha visto el futbol mexicano en producción.

 

El marcador final de 4-1 es el mismo que Tigres le propinó al América este torneo, penúltima vez que chocaron en el 2016.

 

Los Tigres tienen plantel y cuerpo técnico de calidad como para lograr dar un nuevo Aztecazo, consideró Osvaldo Batocletti.

 

El ex técnico felino, que dio el llamado “Aztecazo” durante los cuartos de final del Apertura 2005, cuando el equipo perdió la ida 3-1 en el Universitario y ganó la vuelta 4-1 en el Azteca, dijo que lo primero es salir convencido al partido y buscar el triunfo.

 

“No, no es fácil, pero tampoco es imposible”, dijo el hoy director de Academias del Club Tigres.

 

“La prueba está que se hizo, pero son situaciones y épocas totalmente distintas y bueno, aquí lo positivo, dentro de lo negativo del marcador, es que no es imposible”.

 

Una vez más, 10 años y cuatro meses después, la responsabilidad de la UANL es eliminar al campeón defensor del torneo, en el Estadio Azteca, esperanzados en los goles de visitante.

 

Batocletti le mandó un mensaje a los alumnos del Tuca Ferretti: “que vayan con la firme mentalidad que se puede lograr, hay un plantel yo considero muy competitivo, no es inferior al del América y lo digo con todo respeto para el América. Ellos hicieron un juego casi perfecto, en ningún momento dejaron un espacio para que Tigres lo pudiera aprovechar y el único que dejó Aquino la tiró por arriba”, explicó.

 

El técnico dijo que lo ideal es anotar un gol rápido, ya que eso daría confianza al equipo de que se puede lograr y presionar al rival, que por ahora lleva las de ganar.

 

“Yo creo que el América no va a salir de su script, va a plantear un partido muy similar al que planteó aquí, el que le dio la ventaja, entonces aprovechar esas situaciones de gol que se te presentan (será importante) y lógicamente tratar de meterla, porque Tigres ha tenido en varios juegos opciones claras de gol que a final de cuentas las terminamos fallando y se nos revierten en el marcador”, dijo.

 

— ¿Confías en que se puede dar el “Aztecazo”?

 

— “Confío en que se puede lograr, aunque sé que no es fácil. Hay un plantel muy competitivo en el club Tigres como lo tuvimos en ese momento, no son las mismas situaciones, pasaron 11 años, pero tengo la confianza de que se pueda volver a repetir”.

 

Ahora, para que el cuadro de la UANL obtenga el cetro necesita ganar por dos goles siempre y cuando logre tres o más anotaciones. Si sólo es 2-0 el partido se irá a tiempos extras.

 

La tarea es igual o más grande que en ese tiempo, con mucho más en juego, pero también en un duelo de matar o morir que busca validar al equipo mejor reforzado de la Confederación.

 

 

 

Un tribunal federal de apelaciones dispuso ayer que el quarterback de los Patriotas de Nueva Inglaterra, Tom Brady, deberá cumplir la suspensión de cuatro partidos que le impuso la NFL en relación con el uso de balones desinflados.

El tribunal de apelaciones del segundo Circuito anuló el fallo de una corte inferior y dio la razón a la NFL en su disputa legal con el sindicato de jugadores.

“Sostenemos que el comisionado ejerció de manera adecuada su discreción de acuerdo al contrato colectivo de trabajo y que sus resoluciones en el procedimiento fueron fundamentadas apropiadamente en ese acuerdo y no se privó a Brady de la justicia fundamental”, señaló el tribunal.

Brady no había cumplido la suspensión porque apeló y el juez de primera instancia Richard Berman había fallado a su favor.

El ganador de cuatro Super Bowls puede pedir una nueva audiencia frente al mismo panel, después todo el segundo tribunal de circuito o llevar su apelación a la Suprema Corte de los Estados Unidos. Tendrían que solicitar un aplazamiento en la suspensión de Brady durante la apelación.

Si se mantiene este fallo, Brady se perderá los juegos de los Pats contra Cardenales, Delfines, Texanos y Bills. El legendario mariscal de campo regresaría a la actividad hasta la quinta semana contra los Browns.

El mariscal de campo firmó una extensión de contrato por dos años durante la temporada baja que redujo su salario del 2016 de 9 millones de dólares a 1 millón. Al hacerlo podrían ahorrarse los cerca de 2 millones en salario perdido durante la suspensión de cuatro partidos de Brady.

 

 

Cuando el 26 de octubre de 1991 debutó el pago por evento en las televisoras del mundo del deporte, fue precisamente con una pelea de campeonato mundial de peso completo. James Buster Douglas, el destructor de la polémica pelea de Tokyo ante Mike Tyson, realizaba la primera y a la postre, única defensa del campeonato mundial unificado ante Evander Holyfield.

 

En México la cadena MVS Multivisión transmitió el evento con resultados pobres, apenas unos cuantos miles de suscriptores pagaron los 850 mil pesos (de aquellos viejos pesos) para tener acceso a la señal. En Estados Unidos, el desaparecido Circuito Cerrado, potenciado durante toda la década de los 70 y principios de los 80, desapareció ante el avance tecnológico de los decodificadores que permitían a las cadenas de televisión por cable controlar qué contenidos daban y cuáles no a sus suscriptores.

 

UNA NUEVA ERA. La pelea Holyfield-Douglas reportó ingresos extraordinarios al promotor Don King y a la Cadena Showtime por más de 50 millones de dólares, producto de la venta de poco más de 1 millón de decodificadores autorizados a razón de 50 dólares cada uno. Fue un suceso. La rebelión de Don King contra la Cadena HBO y que dio su asociación con ShoBox, quedó origen a Kingvision, cambió para siempre la historia de la televisión, del boxeo y por supuesto, del pago por evento.

 

A partir de ese momento, ocurrido hace casi 25 años, tanto HBO como Showtime, decidieron que ése era el verdadero camino al éxito. Al negocio. De esa forma, Mike Tyson, Evander Holyfield, Oscar de la Hoya, Julio César Chávez, Michael Carbajal, la Chiquita González, Lenox Lewis, Erik Morales, Marco Antonio Barrera, Bernard Hopkins, Juan Manuel Márquez, Floyd Mayweather y por supuesto Manny Pacquiao y a últimas fechas Saúl Álvarez, se convirtieron en las máquinas de hacer dinero, salvaron al boxeo de la quiebra y lo transformaron en el mejor negocio que tiene la televisión actualmente.

 

EL DERRUMBE. Hace apenas una semana, Manny Pacquiao, quien era considerado el principal imán taquillero de la historia reciente del boxeo, fracasó en el terreno económico y atractivo, pues su tercera pelea ante Timothy Bradley sólo vendió 450 mil PPV, muy lejos los más de 4 millones y medio  que vendió en la combinación de su pelea ante Floyd Mayweather Junior hace un año y que ostenta el récord de audiencia pagada en la historia del Pago por Evento.

 

Lo números señalan a Mayweather como el principal vendedor de la historia con más de 14 millones de ventas y casi 950 millones de dólares en utilidades, seguido de Oscar de la Hoya con 12.8 millones de ventas y 643 millones de dólares; el tercer sitio es de Evander Holyfield con 12.6 millones de ventas y Mike Tyson en cuarto con 12.4

 

POR SU LUGAR EN LA HISTORIA. Sin embargo, todos ellos están ahora en el retiro, como lo están Pacquiao, Chávez, y Juan Manuel Márquez, prácticamente también fuera del negocio, lo que deja la posibilidad de que Saúl Álvarez, cuyos combates ante Mayweather Jr (2.2 millones), Alfredo Angulo (350 mil), Erislandy Lara (300 mil) y  Miguel Cotto (900 mil) que ya figuran entre los más vendedores de los últimos tiempos, se convierta en el nuevo imán del negocio rentado en televisión.

 

Álvarez ha vendido casi 4 millones de pagos por evento y se espera que su pelea ante Amir Khan de la próxima semana, tenga ventas superiores al millón de aparatos, lo que ya lo estará metiendo en la lista de los campeones del pago por evento cuando, a sus 25 años, le resta una carrera de al menos 6 años más y queda pendiente la súper pelea ante la máxima estrella actual del boxeo, Gennady Golovkin, que en caso de darse, alcanzaría fácilmente los 2 millones de ventas. El futuro está ahí, y Canelo debe aprovechar esta oportunidad histórica en su vida y en la historia del boxeo mexicano.

 

España.–  La irrupción del argentino Ángel Correa como goleador único y decisivo a la hora de juego sacó de un embrollo al Atlético de Madrid, al que sostuvo en la lucha por la Liga con un triunfo sufrido e indispensable contra un buen Málaga, capaz de anular durante casi todo el duelo al conjunto rojiblanco.

No encontró el equipo madrileño el duelo que quería casi nunca, esa prioridad en la que insiste su técnico, el argentino Diego Simeone, cada día en cada rueda de prensa, de dirigir el partido hacia donde más le conviene, a manejarlo por control, por presión, por ocasiones, por juego o por fortaleza, pero dominarlo sí o sí.

Le costó porque enfrente tuvo un buen equipo, muy trabajado, dificultoso siempre para el Atlético, que observó el primer tramo con una sensación incómoda, realzada porque el Málaga tiró más y obligó a más paradas al esloveno Jan Oblak en el primer cuarto de hora que muchos de los visitantes más recientes, incluido el Barça.

Ahí se cruzó el guardameta, con una estirada al intencionado disparo del croata Duje Cop, con rosca, despejado a córner por el cancerbero, que después intervino para solventar un centro al área más que inquietante y un cabezazo flojo del brasileño Charles; todo en 25 minutos, incluido un penalti reclamado por Ignacio Camacho.

Antes, sólo algún amago, un centrochut de Koke y una ocasión del Atlético, definida desviada por Antoine Griezmann, una noticia por la milimétrica precisión y la capacidad goleadora del atacante francés. Y después, hasta el descanso, ya no llegó el Málaga, pero tampoco mucho más el equipo rojiblanco, apenas una acción individual del belga Yannick Carrasco repelida por el mexicano Memo Ochoa.

Había nervios en el Atlético, impreciso con la Liga en juego, sin el partido que probablemente había diseñado desde el vestuario, sin tanta pegada como demuestra últimamente y alertado de vez en cuando por el Málaga, como un contragolpe que alteró un balón lanzado desde la banda, aparentemente desde el banquillo local, al que se dirigió el árbitro Mateu Lahoz para expulsar a Simeone rumbo al descanso.

Ya era el final del primer tiempo, el momento de charla en el vestuario, de replantear el partido desde el punto de vista del Atlético, atascado entre la competitividad, la táctica y el rigor de su adversario; un Málaga consistente, pero, además, por momentos impenetrable e indescifrable para los ataques del bloque madrileño.

Agitó el encuentro el Atlético en la reanudación, con dos voleas de Saúl Ñíguez, una jugada individual de Fernando Torres y, de nuevo, otro parón ofensivo, mientras el público abroncaba al árbitro, mientras el argentino Correa entraba al campo, mientras el conjunto rojiblanco seguía enredado y su rival más reafirmado.

Pero la fe y la ambición del Atlético, hoy por hoy, son extraordinarias. También sus recursos, como este sábado el primer cambio, el de Correa, que de la nada sacó un latigazo desde la esquina del área a la hora de juego que, ligeramente desviado por un defensa malaguista, rompió el partido y dio la victoria al equipo madrileño, ya rearmado hacia los tres puntos.

No tardó nada, cuatro minutos, en reforzar su medio campo, el argentino Augusto Fernández por Griezmann, tal y como había visto el desarrollo anterior del encuentro, con tres sobresaltos serios más en su área y con otras tantas ocasiones del Atlético, sostenido por Correa y tres puntos imprescindibles en el sprint final por la Liga. EFE

 

La mirada profundamente clavada en el blanco a más de 100 metros de distancia. La respiración contenida, el corazón a tope, el ritmo cardiaco haría estallar a cualquiera otro, son 180 pulsaciones por minuto… No, no es un problema para ella. Aída Román, la subcampeona olímpica mexicana de tiro con arco en Londres 2012 sabe como enfrentar sus miedos y sus retos… Venció a los primeros y se convirtió en conquistadora…

 

La cautivante sonrisa de la Aída Román en reposo contrasta dramáticamente con su seriedad a la hora de competir. Ha sido un largo camino antes de poder de decir que ha cumplido con su trabajo de cada día. Y cada día le ha proyectado a ser uno de los deportistas mexicanos más destacados de todos los tiempos. Una medalla de plata producto de dramático desempate en Londres no ha sido el punto para detenerse a la reflexión. “Cuando sabes que te has preparado, una medalla de plata no es una derrota, es una motivación enorme para al día siguiente, para prepararte mejor para la meta de ese nuevo día”, nos dice Aída en el campo de tiro acondicionado en las instalaciones del Comité Olímpico Mexicano.

 

Aída es producto de su ambición. “De ese sentimiento que me gusta, de sentirte que eres la mejor en lo que haces, es algo que te proyecta, que te empuja y te motiva. Yo siempre he querido ser la mejor en lo que hago, es algo que me inculcaron mis padres, ser la mejor estudiante, la mejor del equipo cuando hacía otros deportes, la mejor en lo que hagas…”

 

Pero la subcampeona olímpica, sin duda una de las grandes favoritas para conquistar el oro que se le escapó por sólo 9 milímetros en la flecha de desempate hace 4 años, está consiente de que el trabajo y el éxito están cimentados en la base del día a día.

 

 

 

“Trabajas y buscas algo, y para mí, antes de quedar en Selección mi objetivo es la competencia de cada día, quedar entre las mejores, no puedo soñar en Río sino puedo estar entre las tres o las dos mejores y es cada día, esforzarme, mejorar mis marcas, y cuando no logro mi objetivo, me pregunto que hay de diferente entre mi mejor momento y el que tengo, que estoy haciendo mal o si estoy en el proceso y cuanto tiempo más me llevará dar las marcas que necesito. Yo tuve que entrenar sola, y cuando me tocó, me enseñó a prepararme, a conocerme, saber de que soy capaz, saber si puedes o no… De nada te sirve el plan de entrenamiento, si no eres capaz de tirar una fecha más y conocer tu cuerpo, saber cuando detenerte, tomar un respiro y continuar… Eso sí, se que si quiero una medalla tengo que esforzarme el doble o el triple…”.

 

A pesar de haber tenido un ciclo olímpico extraordinario que incluye los títulos de campeona de la Copa en Lausana y campeona mundial bajo techo en Nimes, ha tenido momentos complicados que le han dado la oportunidad de reflexionar, “En los momentos más difíciles, cuando en el camino a Río, al selectivo, mis puntuaciones no estaban reflejando mi trabajo, porque estaba cansada, estresada, extrañando a mi familia, y sabes que tienes muchas flechas que tirar, tienes que detenerte, y reflexionar, y enfrentar tus miedos, y es ahí cuando debes de decirte “Aída, vamos a ir superando cada día, cada meta…” y es cuando debes de descubrir que te favorece, que te ayuda, que te perjudica…”.

 

Román, nacida hace 28 años en la Ciudad de México, se ha convertido en una experta en control mental, en control físico, normando al enorme presión que se enfrenta en los segundos previos a un disparo. El corazón de un tirador con arco de clase mundial como Aída llega a tener 180 pulsaciones por minuto, y es necesario que ni eso sea un distractor. “Es algo característico de este deporte, en otras disciplinas, en los minutos previos todo el mundo siente la adrenalina, en el atletismo, el basquetbol, en el tiro con arco es diferente, se trata de ver quién es capaz de controlarse no en el primer instante, sino en lo que sigue, porque tal vez empezaste muy bien, con gran ritmo y luego te desinflas porque te agotaste en los primeros instantes de la competencia, porque lo diste todo. Sientes como te invade la adrenalina, y tu corazón está a tope, tus músculos tensos, y tienes que estar preparada para controlar esos factores y estar listo para luchar contra otros sobre los que no tienes control, que no tienen que ver con tu técnica, que si hay sol, o lluvia, o viento, o el reflejo del sol te pega en la cara y por supuesto, tu rival, al que si lo conoces, debes de tener una estrategia para enfrentarlo, tratar de ver qué es lo que le afecta y saber cuándo es cuando tira mejor…”.

 

El tiro con arco en México no tiene precisamente una gran tradición, quedan nombres como Aurora Bretón o Marisol Bretón o Andrés Anchondo, Aída Román llegó con la idea de que una nueva generación está aquí para hacer su propio camino, su propia historia. “Para mí significa ser parte de un grupo privilegiado, de los primeros en hacer historia en un deporte en el que no había a quien seguir, abrir brecha, hacer historia, algo que me motivó fue ver a los mejores del mundo y analizar que hay entre ellos y yo, porque ellos podían hacerlo mejor que yo… Pero creo que la diferencia la marca la actitud, el día a día el que te lo crees o no, ellos (los coreanos) tienen una gran historia, parecen ejércitos de tiro con arco, la Selección A, B, C, D y hasta la Z, aquí en México no había eso… Había que crecer desde cero…”.

 

Como todo en la vida, la arquera mexicana decidió tomar una oportunidad que asegura, le brindaron Dios y la vida, “Inicialmente mi objetivo era ser profesionista, seguir mis estudios, una profesión no el deporte… La misión era acabar la carrera y vivir de mis estudios, no del deporte Y cuando quedo en selección nacional a los 18 años dije “hay que aprovechar esta oportunidad, y puedo decidirme por el tiro con arco, y tomar las oportunidades”, y tienes que saber decidir, si la tomas o la dejas, y en ese momento mi decisión ante la vida fue “sí, fue dame esta oportunidad, la voy a tomar”…

 

Y cuando llegó Londres, la subcampeona olímpica ya soñaba con  la medalla. “No son enchiladas, fue algo muy difícil, fue algo que sin embargo ya habíamos trabajado, que habíamos preparado, recuerdo que Mariana (Avitia) y yo nos decíamos cada vez que salíamos del cuarto para ir a las rondas definitivas, “nos vemos en las semifinales” y cuando llegamos, no nos la creíamos, pero fue un momento súper bonito, escuchas a tu compañero que estás peleando la semifinal, era súper difícil, pero le agradezco a la vida, a Dios, a la gente que nos apoyó muchísimo…”

 

Y el momento más importante de su carrera se definió en la forma más inesperada “Fue una final muy peleada, irnos a flecha de desempate… Pude haber perdido 6-0 y aun seguía siendo plata, pero al final fue un 5-5 la flecha de ella por 9 milímetros quedó mas cerca… Pero esa medalla de plata que para mi fue de oro, no fue un “aquí se cierra más bien se convirtió en un continuará, esa plata me dio la confianza para mi futuro, porque me dejo crecer. Sí, la medallita olímpica hace que en cualquier campo de tiro donde me pare en el mundo ya saben quién es Aída y quién es México en el tiro con arco. Somos la nueva generación y todos nos quieren ganar somos ya el rival a vencer, me gusta que me vean así…”

 

Y el Himno y la Bandera de México “son tu identidad, el saber que tienes mucha gente atrás de ti, es algo bien padre, la gente se engancha, somos una nación bastante apasionada, cuando la gente escucha el himno, se conecta, es algo difícil de describir, es como que, ufff, se nos rompe el corazón, somos mexicanos...”.

 

 

La llama olímpica que estará en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro fue encendida hoy bajo el tradicional protocolo establecido desde 1936.

 

Las ceremonia se celebró en las ruinas de la ciudad de Olimpia, donde se desarrolló la primera justa de este tipo en 776 A.

 

El evento se enmarcó en la mítica leyenda referida al momento en el cual Prometeo robó el fuego del poderoso Zeus y se lo pasó como un regalo a la raza humana.

 

La actriz Katerina Lehu como sacerdotisa acompañada de 14 jóvenes, encendió la llama que dentro de 100 días y una semana comenzará a arder en el estadio olímpico de Río de Janeiro.

 

La sacerdotisa y sus vestales capturaron los rayos del sol en un espejo parabólico ante el templo de Hera en Olimpia, el lugar donde se celebraban los Juegos de la antigüedad.

 

La llama que surgió de la gran lupa encendió la antorcha que pasará por 450 relevistas, y atravesará Grecia en un trayecto de más de dos mil kilómetros que incluye la ciudad de Maratón y la isla de Corfú y que acabará en el estadio Panathinaiko de Atenas.

 

El primer relevista en Grecia fue el gimnasta Lefteris Petrunias, pero el más aplaudido será seguramente un anónimo refugiado sirio que en el nombre de todos los maltratados por las guerras la portará en un relevo en el campo de refugiados de Eleonas.

 

A partir del 27 de abril, la antorcha se embarcará en una gira de 95 días por Brasil, visitando 83 ciudades, 26 capitales de los estados y 500 pueblos

 

El relevo de la antorcha se estima que alcanzará a ser visto por el 90 de la población de Brasil al tiempo que cubrirá alrededor de 20 mil kilómetros por carretera y por vía aérea 16 mil.

 

De acuerdo a los organizadores, el relevo supondrá unos 12 mil portadores de la antorcha, y terminará en el estadio Maracaná de Río de Janerio el 5 de agosto en la ceremonia de apertura de los Juegos.

 

 

La sensación que hay dentro de este Barcelona, más allá del futbol, es que puede perder contra cualquiera, porque ahora cualquiera se atreve con el Barcelona.

 

La metamorfosis del Barça ha sido tan rápida como sorprendente. Hace ni siquiera unas semanas el conjunto azulgrana era una máquina engrasada, temible y despiadada que pasaba por encima de sus rivales dando una increíble sensación de superioridad. En cuestión de un mes, el equipo ha dilapidado las opciones de ganar el triplete así como su imagen de equipo intocable.

 

El Barcelona llama desesperadamente a la MSN (Messi-Suárez-Neymar). Su tridente esta seco desde Villarreal, el desplome de sus figuras ha arrastrado al equipo a una crisis de resultados que por evidentes provoca alarma alrededor del campeón. Hoy en el Riazor asoma como el escenario en el que se definirá la realidad absoluta.

 

El tridente del FC Barcelona llevaba una temporada para enmarcar. Ni las paperas del brasileño, ni la lesión del argentino, ni las rotaciones pasaron factura a su producción ofensiva. La MSN firmó 106 goles desde el arranque contra el Sevilla (Supercopa de Europa) hasta el partido contra el Arsenal (octavos, vuelta, de la Champions League). Sin embargo, desde que el equipo entrara en crisis (Villarreal), el tridente sólo ha materializado cuatro tantos que, además, sólo han servido para conseguir una victoria (Atlético de Madrid). Es la cara y la cruz de la mejor delantera del mundo.

 

El equipo azulgrana se ha acostumbrado de tal manera a la trascendencia de sus cracks que en cuanto su rendimiento ha desaparecido los resultados han dado la espalda al colectivo.

 

Messi era el jugador más productivo del FC Barcelona hasta el partido contra el Villarreal. Había jugado 37 partidos y anotado 37 goles. Su media era de un gol por partido y, en minutos, uno cada 84,2. Lo seguía Suárez, que había firmado 43 goles en otros tantos partidos, siendo su media de un gol cada 90,6 minutos. En cuanto a Neymar, tenía una media de 0,68 tantos por encuentro (26 en 38 partidos) y, por minutos, acreditaba un tanto cada 131,3.

 

Sin embargo, con la caída en picado del equipo, los números de la MSN han quedado en el otro extremo. Congelados. Messi, de un gol por partido ha pasado a 0,16 y ahora necesita 540 minutos para marcar. El argentino, con el gol ante el Valencia, puso fin a una sequía de cuatro encuentros sin anotar. Firmó el gol 500 como profesional (450 con el FC Barcelona y 50 con Argentina), pero de poco se sirvió al cuadro de Luis Enrique.

 

Antes de que finalizara la racha de 39 partidos invictos, se generalizó la sensación de que el segundo triplete consecutivo estaba al alcance de la mano.

 

En efecto, de la mano de Luis Enrique llegó la mejor racha de la historia del club. Un total de 39 partidos sin conocer la derrota que elevaron al equipo a la altura de otros conjuntos de leyenda como el Real Madrid de Beenhakker de la temporada 88-89 (34) o el Milan de Fabio Capello de la temporada 1992-93 (36).

 

Inmerso en la dinámica ganadora, el equipo afrontó el sorteo de cuartos de final de la Champions con cierta tranquilidad, al estar convencido de que ante cualquier emparejamiento posible el Barça y su apisonadora en forma de tridente serían favoritos.

 

Sin embargo, la inercia se rompió ante el Real Madrid. El equipo cayó en el Camp Nou y, lo peor de todo, lo hizo ofreciendo una imagen desdibujada y alarmante. El cuadro de invencibles se esfumó y empezaron a surgir las dudas sobre el estado de forma y anímico de la plantilla.

 

El Barça ganó, con apuros, el partido de ida de los cuartos de final frente al Atlético en casa. Sin embargo, la imagen seguía estando a años luz de la ofrecida hasta el momento del parón de selecciones.

 

Las derrotas en Liga ante la Real Sociedad y la de este miércoles en el Calderón en Champions, encadenando dos partidos consecutivos sin ver puerta, hicieron que el pedestal en el que se había instalado el conjunto catalán se desmoronara finalmente como un mero castillo de naipes. 

 

Y este miércoles visita al Deportivo... Y después recibirá al Sporting de Gijón; irá al feudo del Betis, una semana después afrontará el derbi catalán ante el Espanyol y acabará el torneo en Granada. Rivales que deberían ser asequibles para el Barcelona, pero que en este momento representan un túnel de terror.

 

NO ES LA PRIMERA VEZ QUE SE DESPLOMA EL LÍDER EN ESPAÑA

 

Las risas han desaparecido. Y al escenario, también, acuden fantasmas de un pasado lejano, como el que derrumbó al Barcelona en la temporada 1981-82, cuando a seis jornadas de acabar el campeonato (se puntuaban las victorias con dos puntos), el equipo dirigido por Udo Lattek aventajaba en cinco a la Real Sociedad.

 

¿A qué se enfrenta el Barcelona? “Ha pasado de ser el Barça del Tridente, de la MSN, a ser el Barcelona de Luis Enrique”.

 

En 1981-82, el Barça tenía la Liga ganada a falta de cinco partidos. Y la perdió increíblemente regalando el título a la Real Sociedad. El equipo de Luis Enrique tiene todavía en sus manos que no se repita aquel gran fracaso.

 

O en el caso del Real Madrid. En la Jornada 30 de la temporada 2003-04. Los merengues vencieron 2-1 en Albacete y lideraba la Liga con 64 puntos, uno por encima del Valencia y con ocho de ventaja sobre Deportivo y Barcelona. A partir de ahí... todo se vino abajo.

 

El Madrid de Queiroz perdió seis de los siete últimos partidos de Liga de aquella temporada, los últimos seis consecutivamente, y acabó cuarto en un curso en el que conquistó el título el Valencia y que Barcelona y Deportivo también le adelantaron.

 

 

El boxeador mexicano Saúl Canelo Álvarez aseguró que no tiene entre sus planes inmediatos un combate de revancha frente al puertorriqueño Miguel Cotto.

“En este momento no se ha hablado nada de eso”, dijo el monarca de peso mediano del Consejo Mundial de Boxeo, agregando que, en este momento, sólo se ocupa de su pleito más inmediato.

El tapatío fue abordado durante una visita a su campamento, en San Diego, California, donde entrena para enfrentar a Amir Khan, el próximo 7 de mayo, en Las Vegas, Nevada, en pelea titular.

Sobre el mismo tema, su entrenador, el zacatecano José Chepo Reynoso, señaló: “Hay muchas especulaciones. Se manejan muchos nombres, y todo tiene qué ver con la importancia que ha adquirido el nombre de Saúl. Muchos lo quieren ver formando parte de sus carteleras”, dijo el adiestrador del pugilista tapatío, quien añadió: “Y si vemos los números que dejó la pelea frente a Miguel Cotto, que fueron muy buenos, pues ahora todos están buscando pelear con él, porque se ha convertido en un boxeador muy taquillero”.

Mauricio Sulaimán, presidente del Consejo Mundial de Boxeo, pidió detener las especulaciones sobre un pleito entre Canelo y Golovkin y respetar a los próximos rivales de ambos púgiles.

Debido a la falta de rivales de calidad, los manejadores del boricua apuntan para un combate en otoño ante Juan Manuel Márquez, rival que garantizaría 15 millones de dólares.

 

VIDEO DE INTERÉS

BANNERS DERECHA

 
 

 
 
 

Carlos Alejandra, A.C.