Está aquí: HomeDeportes

Deportes

La Federación Internacional de Futbol Asociación (FIFA) premió al croata Luka Modric con el Balón de Oro, lo que distingue al mejor jugador de la Copa Mundial de Rusia 2018, pese a la derrota que sufrió Croacia por 2-4 ante su similar de Francia en la gran final disputada en el Estadio Luzhnikí.

 

El capitán croata demostró ser un líder para el equipo ajedrezado, ya que en su tercera Copa del Mundo fue pieza clave para llegar hasta la final, el volante del Real Madrid debutó con la Selección de Croacia en 2006, año en el que asistió a su primera justa mundialista en Alemania.

La selección de Francia se convirtió en campeón del mundo al derrotar a Croacia 4-2 en la final del Mundial de Rusia 2018.

 

Los galos dirigidos Didier Deschamps no tuvieron su mejor partido del mundial, pero fueron contundentes ante los croatas que lucharon hasta los últimos instantes.

 

A pesar de haber dominado en el arranque del partido, los balcánicos se vieron abajo el marcador con un autogol de Mario Mandzukic al minuto 18.

 

Unos minutos después respondieron por conducto de Ivan Perisic al minuto 28 para empatar el marcador 1-1.

 

Antoine Griezmann pondría de nuevo al frente a Francia con anotación de penal al 38.

 

Paul Pogba al minuto 59 y Kylian Mbappé al 65 ampliarían la ventaja para el 4-1 a favor de los galos.

 

Los croatas todavía recortarían la desventaja al minuto 69 con gol de Mario Mandzukic para el 4-2 definitivo.

 

De esta manera, los franceses sumaron su segundo título del mundo en tres finales disputadas.

Con una contundente victoria de 83-66 sobre los Halcones de Ciudad Obregón, los Zonkeys de Tijuana se colocaron al frente en la serie final del Circuito de Baloncesto de la Costa del Pacífico.

 

El duelo que se disputó esta noche en el Auditorio Municipal “Fausto Gutiérrez Moreno” fue dominado desde el arranque por los “Burros cebras” que dieron una gran demostración y no defraudaron a sus aficionados que abarrotaron el inmueble.

El máximo anotador de Zonkeys fue León Gibson con 20 puntos.

El juego dos de la serie final de Cibacopa se disputará mañana miércoles 11 de julio a partir de las 7:30 de la noche en la duela de la “media naranja”.

Los tiradores de los anfitriones marcaron todos sus penales, mientras que por los ibéricos no pudieron acertar Jorge Resurrección Merodio

 

Tras empatar 1-1 en el tiempo regular, el cuadro anfitrión se plantó con personalidad desde los once pasos para imponerse 4-3 y con ello lograr la mejor actuación en su historia en copas del mundo y con ello avanzar a cuartos de final.

 

Los tiradores de los anfitriones marcaron todos sus penales, mientras que por los ibéricos no pudieron acertar Jorge Resurrección Merodio "Koke", y el atacante del Celta de Vigo, Iago Aspas.

 

Corría el minuto 11 cuando llegó un cobro de falta ejecutado por el mediocampista español Marco Asensio, el cual rebotó en el pie del defensa ruso Sergéi Ignashévich mientras marcaba a Sergio Ramos, por lo que el balón fue desviado y se coló en la meta de Akinfeev, el marcador se ponía 1-0 contra los locales.

 

Gerard Piqué alzó la mano en forma imprudente en su área y un rebote le pegó en ella, por lo que el árbitro holandés Bjorn Kuipers no dudó en marcar el penal en favor de los locales al minuto 39.

 

Dos minutos después, el atacante ruso Artem Dzyuba tomó el balón y cobró de gran forma la pena máxima para meter a los rusos en la pelea e igualar los cartones 1-1.

 

El juego continuó de manera trabada donde hubo poca profundidad; sin embargo, ambos combinados tuvieron algunas jugadas de peligro que enaltecieron a los guardametas, en especial al ruso Igor Akinfeev.

 

El tiempo regular no fue suficiente para decidir a un ganador, por lo que se tuvieron que jugar dos tiempos extras de 15 minutos cada uno, lo que convirtió el duelo en el primer compromiso de este Mundial que llega hasta esas instancias.

 

Al minuto 114 hubo una jugada apretada en el área rusa, donde se pudo interpretar una falta sobre el defensa español Gerard Piqué, pero el silvante holandés, que fue auxiliado desde el Video Asistente Árbitral (VAR, por sus siglas en inglés) decidió continuar las acciones.

 

No se pudo determinar un vencedor durante 120 minutos de juego, por lo que todo se decidió desde los 11 pasos, donde los rusos marcaron todos sus tiros, mientras que España falló dos y quedó fuera de la justa mundialista.

 

Andrés Iniesta fue el encargado de abrir la tanda de penales, acertó su intento pero probablemente este haya sido el último balón que toque en un Mundial; enseguida Fedor Smolov hizo lo propio por la causa rusa e igualó las circunstancias.

 

Gerard Piqué fue el siguiente desde el manchón penal, y aunque su cobro pegó en poste, contó con la fortuna de que se fuera al fondo de la portería sin que el héroe del partido, el portero Igor Akinfeev, pudiera hacer algo.

 

Sergéi Ignashévich se sacó la espina del autogol y cobró de gran forma su pena máxima para volver a poner todo igual; situación que metió presión en el medio español Jorge Resurrección, mejor conocido como Koke, quien falló su turno gracias a una atajada de Akinfeev.

 

Aleksandr Golovin, quien ha sido uno de los mejores jugadores del certamen, no falló y puso toda la presión sobre Sergio Ramos que cumplió el cometido y tampoco erró su disparo.

 

Llegó un viejo conocido del futbol español, Denis Cheryshev quien militó en el Real Madrid y ahora incursiona en el Villarreal, él también acertó su cobro, lo que delegó todo a los botines del delantero Iago Aspas, del Celta de Vigo.

 

Aspas no pudo con la encomienda, debía mantener a la "Roja" con vida pero falló su penal y con ello terminó su participación en esta edición del torneo, con lo que los anfitriones jugarán los cuartos de final ante el ganador del duelo entre Croacia y Dinamarca.

 

Alineaciones:

 

España: De Gea; Nacho (Carvajal70’), Piqué, Sergio Ramos, Jordi Alba; Busquets, Koke; Isco, Silva (Iniesta 66’), Marco Asensio (Rodrigo 104’); y Diego Costa (Iago Aspas 80’). DT Fernando Hierro.

 

Rusia: Akinféev; Mario Fernandes, Kutépov, Kudriashov, Ignashévich, Zhirkov (Granat 46’); Zobnin, Kuziáev (Erokhin.97’); Samédov (Chéryshev 61’), Golovín y Dzyuba (Smolov 65’).

El conjunto galo fue superior la mayor parte del encuentro en el que los argentinos no pudieron apoyar a Lionel Messi, cuyo futuro con la Albiceleste parece tornarse incierto.

 

La selección de Francia es la primera clasificada a los cuartos de final de la Copa del Mundo Rusia2018 tras imponerse 4-3 a una Argentina que falló el empate en la última jugada en la Arena Kazán.

 

Al minuto 12’ de juego, Antoine Griezmann definió desde el manchón penal para poner en ventaja al equipo galo.

 

Al 40’ Ángel di María prendió la pelota desde fuera del área con un zurdazo para igualar el marcador a un tanto.

 

Al 47’ tras un disparo “chorreado” de Messi, Gabriel Mercado desvió la pelota para poner en ventaja a los pamperos.

 

Al 57’ Benjamin Pavard mandó un cañonazo desde fuera del área para regalarnos uno de los mejores goles de #Rusia 2018 e igualar el marcador a dos tantos.

 

Al 63’ Kylian Mbappé se metió al área chica y con un disparo raso con la pierna izquierda venció al portero Franco Armani para poner el marcador 3-2 para los franceses.

 

Al 67’ Kylian Mbappé convirtió su segundo gol del encuentro luego de un contragolpe que definió ante la salida de Franco Armani.

 

Al 91’ Sergio Agüero descontó el marcador para el conjunto pampero.

 

En tiempo de compensación, Lionel Messi mandó un pase elevado que Sergio Agüero remató de cabeza en el área chica, sin embargo el balón se fue desviado.

 

Alineaciones:

 

Francia.-Hugo Lloris, Benjamin Pavard, Raphael Varane, Samuel Umtiti, Lucas Hernández, N’golo Kanté, Paul Pogba, Kylian Mbappé (Florian Thauvin, '89), Blaise Matuidi (Corentin Tolisso, '75), Antoine Griezmann (Nabil Fekir, '83) y Olivier Giroud. DT Didier Deschamps.

 

Argentina.- Franco Armani, Gabriel Mercado, Nicolás Otamendi, Marcos Rojo (Federico Fazio, '46), Nicolás Tagliafico, Enzo Pérez (Sergio Agüero, '66), Javier Mascherano, Ever Banega, Cristian Pavón (Maximiliano Meza, '75), Lionel Messi y Ángel Di María. DT Jorge Sampaoli.

La selección de México perdió por 0-3 ante Suecia este miércoles el tercer y último partido del grupo F del Mundial de fútbol de Rusia 2018, en Ekaterimburgo, un resultado que no evitó la clasificación del 'Tri', que se benefició de la victoria de Corea del Sur ante Alemania (2-0) para clasificarse como segunda.

 

Al descanso se llegó con empate sin goles, pero en los primeros doce minutos de la reanudación Suecia anotó dos tantos. Augustinsson abrió el marcador al aprovechar un mal remate de Claersson, en el quinto minuto de la segunda mitad. Y, sólo siete minutos después, el capitán sueco, Andreas Granqvist, subía al marcador el 2-0, de penalti, por derribo de Héctor Moreno a Berg.

 

En el 74 se consumaba el descalabro mexicano con un autogol de Edson Alvarez, que colocaba en el marcador el definitivo 3-0 con el que Suecia se clasificó como primera de grupo.

 

Sin embargo, los goles de Corea en Kazán, en el tiempo de descuento, contra Alemania (2-0), clasificaron a México, que jugará el próximo lunes en Samara contra el primero del grupo E -el de Brasil, Suiza y Suecia- aun por definir.

El defensa mexicano Jesús Gallardo recibió la tarjeta amarilla más rápida en la historia de las Copas del Mundo, luego de ser amonestado a los escasos 13 segundos de iniciado el cotejo ante Suecia.

 

Suecia movió el balón en la cancha de la Arena Ekaterimburgo y en una pelota por aire “Chucho” Gallardo saltó en busca de la redonda, pero se llevó al delantero Ola Toivonen y el silbante argentino Néstor Pitana no dudó en sacar el cartón preventivo al jugador tricolor.

 

De acuerdo con el especialista en estadística español Míster Chip, la tarjeta a Jesús Gallardo ha sido la más rápida en un Mundial antes de que se cumpliera el minuto de partido, ya sea amarilla o roja, aunque para fortuna de México fue cartulina de amonestación.

 

México y Suecia se miden en el cierre de la fecha tres del Grupo F en busca del pase a los octavos de final de la Copa Mundial Rusia 2018.

Luego que la FIFA eligiera en Moscú a la candidatura conjunta de México, Estados Unidos y Canadá como sede del Mundial de Fútbol que se celebrará en 2026, el presidente Enrique Peña Nieto mostró su beneplácito al difundir un video en sus redes sociales.

 

En el video grabado en la escalinata de la residencia Miguel Alemán en Los Pinos, el mandatario expuso: "Esta mañana recibimos la magnífica noticia de que México junto con Canadá y Estados Unidos será sede de la Copa Mundial de fútbol en 2026,  felicito a la Federación mexicana de fútbol por este logro y sobretodo me da gusto por la gran afición mexicana".

 

Mencionó que "luego de los exitosos campeonatos de fútbol realizados en 1970 y 1986, México hará historia al convertirse en el primer país en organizar tres copas del mundo. 

 

"La decisión de la FIFA es un reconocimiento a los tres países y por supuesto, un voto de confianza a la capacidad de organización, a la calidad de infraestructura y a los servicios que México ofrece". El mandatario destacó que nuestro país  "es un gran anfitrión, tenemos magníficas playas, pueblos mágicos y extraordinarios sitios arqueológicos, pero sobre todo los mexicanos somos gente hospitalaria y cálida que disfruta de sus tradiciones, su gastronomía, su amor por la vida".

 

Detalló que en la actualidad "México es sede de grandes eventos deportivos de clase mundial como el Gran Premio de México la fórmula 1, el torneo de golf de la PGA y el abierto Mexicano de Tenis".

 

Dijo que "no sólo nuestra gente y nuestras familias, no sólo nuestras empresas y nuestros comerciantes, también el fútbol sabe que Canadá Estados Unidos y México estamos profundamente unidos. Felicidades por ser anfitriones juntos de la copa del mundo 2026".

 

Está será la primera vez que este campeonato se juegue en tres países.

 

La propuesta conjunta recibió el apoyo de 134 de las 203 federaciones que podían votar mientras que su oponente consiguió 65.

 

El mundial de 2026 será el torneo de mayor dimensión de la historia, ya que se pasará por primera vez de 32 a 48 equipos, que competirán en 16 grupos de tres selecciones.

El cambio prometía ser de fondo. Y a la par de la decisión de regresar al Estadio Azteca a partir de la próxima temporada luego de 21 años de ausencia, la Directiva de la Máquina Celeste de Cruz Azul decidió dar un golpe de timón y traer a Ricardo Peláez como Director Deportivo a partir de la próxima temporada, recordando el éxito reciente que se anotó al frente del América y en sus dos periodos como Director de Selecciones Nacionales, incluyendo la pasada Copa del Mundo en Brasil 2014.

 Ayer por la tarde Peláez firmó su contrato y el día de hoy será presentado de manera formal, aunque ya desde ayer la Máquina informó en sus redes sociales de la llegada de su nuevo Director Deportivo, y el propio Peláez en su cuenta personal dio un paso importante al colocar el logotipo cementero como un signo de identidad de inmediato.

 

 

Por supuesto que las reacciones a favor y en contra no se han hecho esperar, desde los que celebran sus éxitos en el América, equipo al que como Presidente Deportivo condujo a los títulos de los Torneos de Clausura 2013 con Miguel Herrera en el timón, Apertura 2014 con Antonio Mohamed, Copa de Campeones de la Concacaf en 2015 con Gustavo Matosas y en 2016 con Nacho Ambriz; hasta el lado opuesto en el que se menciona que justamente Peláez era presidente de las Águilas del América cuando le endilgaron al Cruz Azul una de sus noches más tristes el 24 de mayo de 2013, cuando se impusieron en penalties en el Estadio Azteca para conquistar el título de la Liga MX.

Bajo ese parámetro, entonces los aficionados del Real Madrid deberían de odiar a Jorge Valdano y no profesarle el respeto que el exjugador argentino recibe de la afición merengue, pues si alguien considera que Peláez y no Miguel Herrera quien estaba en el banquillo es el principal responsable de la catástrofe azul en el Azteca, habría que voltear a ver lo que sucedió en las campañas 91-92 y 92-93.

Y es que en su primera experiencia como técnico dirigiendo al Tenerife, el ahora afamado comentarista y escritor, provocó dos auténticas debacles al Madrid, al impedirles en campañas consecutivas, levantar el trofeo de campeones de la Liga y lo que es peor, darle esa posibilidad al Barcelona, al obtener sendas victorias en la última jornada de aquellas campañas, con lo que, en primera instancia, salvó al cuadro tinerfeño y en segunda, los calificó a la Copa de la UEFA.

Peláez, regresando a la Maquina, parece ser el hombre idóneo, quien más allá de las especulaciones sobre las supuestas condiciones que habría puesto el exjugador del América, Necaxa y Guadalajara para tomar el cargo, que incluirían la no intervención del presidente del equipo, don Guillermo Álvarez, lo cual raya en lo absurdo, pues es el presidente del equipo, queda claro que tendrá recursos a su disposición y autonomía para en el orden correcto, director deportivo-director técnico, buscar los refuerzos idóneos para potenciar de nuevo al Cruz Azul en esta que sí, se puede ver, como una nueva era.

Otro factor importante, es que dentro de la Cooperativa, el acuerdo de don Guillermo Álvarez y don Alfredo Álvarez, de que se trata de un elemento que agrega valor al equipo y que es una decisión correcta, permitirá que siga fluyendo el proyecto de consolidación del equipo, después de las tormentas que durante años provocaron discordancias sobre todo, por la presencia de Víctor Garcés, tomando decisiones que ponían en riesgo la estabilidad de la escuadra celeste.

Por el momento, la plantilla se encuentra de vacaciones y regresará a partir del próximo 4 de junio, cuando seguramente tendrán que pasar por una nueva oficina en La Noria, para conocer los planes y las determinaciones sobre la continuidad de los jugadores que haya tomado para entonces el nuevo director deportivo del equipo, y saber quiénes serían los nuevos elementos que se podrían incorporar para la próxima temporada.

El adiós de Rafael Márquez en el futbol en activo ha llegado. Hoy se despedirá de la afición de Atlas jugando el Clásico Tapatío ante Chivas y después lo hará de la Liga enfrentando a Pachuca.

“Es mi último partido en el Jalisco, pero todavía nos queda uno en Pachuca, quizá sí será la despedida de mi gente, de mi casa, pero con el compromiso todavía de terminar el torneo en Pachuca. Una victoria contra el rival de siempre, sería el mejor resultado y la mejor despedida”.

 

 

El capitán de los Zorros no quita el dedo del renglón de pensar en ir al Mundial de Rusia y por eso sabe que jugar los dos partidos que le restan al Clausura 2018 son importantes.

“Estoy con el sueño de poder ir a un quinto Mundial, está ya a la vuelta de la esquina y jugar estos dos partidos me sirven para seguir mejorando físicamente, me vengo sintiendo bastante bien en estos últimos partidos, así que esperando a que todo eso se pueda dar”.

Además, el zaguero aceptó que poder estar en la justa mundialista sería el cierre ideal a su carrera, pero sino va, tampoco le quita sabor a su trayectoría.

“Creo que sería la culminación perfecta, la cereza en el pastel el poder ir al Mundial. Aún así, sino fuera al Mundial, estoy muy orgulloso, muy contento, muy satisfecho de la carrera que he tenido y pensaría ya en otra cosa”.

Sobre el duelo ante Chivas, Márquez conoce a la perfección la manera en que se juega un Clásico.

“Los Clásicos se juegan distinto a un partido normal, es el rival de siempre, así que uno lo juega con mayor pasión, mayor exigencia y tratando siempre de sacar la victoria”.

Página 1 de 53

VIDEO DE INTERÉS

BANNERS DERECHA

 

Carlos Alejandra, A.C.