Está aquí: HomeInternacional

Internacional

"En los primeros días del virus, China prohibió los viajes a nivel doméstico mientras permitía que los vuelos abandonaran China e infectaran al mundo", denunció Trump

 

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, pidió a la ONU que obligue a China a "rendir cuentas" por "infectar al mundo" con la COVID-19, y aseguró que la Organización Mundial de la Salud (OMS) está "prácticamente controlada" por el Gobierno chino.

 

"Las Naciones Unidas deben hacer que China rinda cuentas por sus actos" relacionados con la pandemia, dijo Trump en su cuarto discurso ante la Asamblea General de la ONU, enviado en video.

 

Trump subrayó que el "Gobierno chino, y la Organización Mundial de la Salud, que está prácticamente controlada por China, declararon falsamente que no había pruebas de transmisión entre humanos" del coronavirus, y que luego "dijeron, falsamente, que la gente sin síntomas no contagiaría la enfermedad".

 

El presidente ha culpado repetidamente a Pekín y a la OMS por el impacto de la pandemia en Estados Unidos, el país más golpeado del mundo, con 200 mil muertos y 6.8 millones de contagios.

 

Trump describió el combate contra la pandemia como "una gran lucha global" de proporciones similares a la que llevó a la creación de la ONU hace 75 años, y volvió a describir la enfermedad como "el virus de China", a pesar de las acusaciones de racismo que le ha merecido el uso de ese término.

 

"(En Estados Unidos) Hemos lanzado la movilización más agresiva desde la Segunda Guerra Mundial", insistió el mandatario.

 

"Distribuiremos una vacuna, derrotaremos al virus, acabaremos con la pandemia y entraremos en una nueva era de prosperidad, cooperación y paz sin precedentes", prometió.

 

Trump también arremetió contra China en el plano medioambiental, al afirmar que "las emisiones de carbono" del gigante asiático son "casi el doble que las de Estados Unidos, y están creciendo rápidamente".

 

"Quienes atacan el excepcional historial medioambiental de Estados Unidos mientras ignoran la polución rampante de China no están interesados en el medioambiente", dijo el presidente que ha iniciado el proceso para retirar a su país del Acuerdo de París sobre el clima.

 

El mensaje de Trump ante la Asamblea General de la ONU duró aproximadamente siete minutos, mucho menos que los de otros años, y en él también defendió el papel de su Gobierno en la negociación de acuerdos de paz y su oposición a los Ejecutivos de Cuba, Venezuela y Nicaragua, entre otras cosas.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, instó este sábado a los republicanos a cubrir "sin demora" la vacante dejada en el Tribunal Supremo tras la muerte ayer de la jueza progresista Ruth Bader Ginsburg a los 87 años. 

 

Dirigiéndose al Partido Republicano, Trump tuiteó: "Se nos ha puesto en una posición de poder e importancia para tomar decisiones por la gente que nos eligió con orgullo, de las que la más importante ha sido considerada durante largo tiempo la selección de los jueces del Tribunal Supremo de EE.UU.

 

La muerte este viernes de Ginsburg ha desatado un pulso entre republicanos y demócratas sobre la búsqueda de un sustituto, un asunto que cambiará radicalmente la dinámica de la campaña para las elecciones presidenciales del 3 de noviembre. 

 

Anoche, tras conocer su fallecimiento, el presidente no hizo mención a esta pugna y se limitó a alabar la figura de la jueza. 

 

El Tribunal Supremo de EE.UU. está compuesto por nueve magistrados con puestos vitalicios que tienen el poder de cambiar las leyes del país durante décadas. En concreto, juegan un papel crucial en temas como el aborto, los derechos de los migrantes, la privacidad, la pena de muerte y la tenencia de armas. 

 

Los magistrados son nombrados por el presidente y tienen que ser confirmados por el Senado. 

Para la derecha cristiana, el Tribunal Supremo es un asunto central y, por eso, este mismo mes, Trump renovó su promesa de nombrar a jueces que se opongan al aborto y prometan proteger el derecho a portar armas. 

 

Poco después del anuncio de la muerte de Ginsburg, el líder de la mayoría republicana en el Senado, Mitch McConnell, publicó un comunicado en el que se comprometió a someter a voto al candidato que

 

Para confirmar a un nuevo juez, McConnell necesita una mayoría simple, algo que podría conseguir si 53 de los 100 senadores republicanos se mantienen fieles a Trump. No obstante, el proceso de confirmación podría complicarse si hay deserciones entre los senadores republicanos más moderados. 

 

Por su parte, el candidato demócrata a la Casa Blanca, Joe Biden, consideró anoche que el presidente de EE.UU. que salga elegido en las urnas el 3 de noviembre deber ser quien elija a un sustituto para Ginsburg. 

 

Hasta el fallecimiento de la jueza, el alto tribunal contaba con 5 magistrado conservadores y 4 progresistas. 

 

Trump logró en su primer año como presidente que la mayoría republicana en el Senado diera luz verde a su primer nominado para el Supremo, el juez Neil Gorsuch, y después, el 6 de octubre de 2018, consiguió lo mismo para que Brett Kavanaugh, acusado de abusos sexuales, se pusiera la toga en el alto tribunal. 

La paz firmada por Israel con Bahréin y Emiratos, bajo los auspicios del presidente Trump, es vista por sus protagonistas como una oportunidad para la paz en Oriente Medio, pero para los palestinos y sus aliados es una nueva victoria de “los sionistas” sobre los musulmanes. El muro árabe se ha roto: ¿Qué país será el siguiente en pasar?

 

Acuerdos de Abraham. El nombre con el que Israel y dos países árabes, Emiratos Árabes Unidos y Bahréin, sellaron el martes relaciones diplomáticas, bajo los auspicios del presidente Donald Trump, no puede ser más inspirador… o más provocador: Abraham -o Ibrahim en árabe- es el padre tanto para el pueblo judío como para el pueblo musulmán. Pero, lo que para esas dos naciones es una oportunidad para la paz en Oriente Medio, para los palestinos y sus aliados, principalmente los iraníes, es una humillación que ahonda el conflicto y aleja el sueño de Palestina como estado independiente y con Jerusalén como capital.

 

A dos días del acuerdo, ésta es la posición de los jugadores musulmanes en el siempre peligroso tablero geopolítico de Oriente Medio.

 

 

 

1.- Autoridad Nacional Palestina.

 

El presidente palestino, Mahmud Abas, advirtió que, pese a la “traición” de Emiratos Árabes Unidos y Bahréin, "no se logrará la paz en Oriente Mediol mientras Estados Unidos" e Israel "no reconozcan el derecho del pueblo palestino a establecer un Estado independiente" en las fronteras de 1967, cuando comenzó la ocupación israelí de los territorios palestinos.

 

Sin embargo, el liderazgo de Abás se tambalea frente a los más radicales, que critican su moderación inúltil y defienden una solución armada contra el “estado sionista”. 

 

2.- Hamas. 

 

El Movimiento de Resistencia Islámica, que controla la franja de Gaza, reaccionó a los Acuerdos de Abraham lanzando la noche del miércoles cohetes sobre el sur de Israel, donde dos personas resultaron heridas. Este es el mensaje de la organización que lidera Ismail Haniyeh a Israel y a los musulmanes: No hay nada que negociar. O se derrota a Israel por la vía armada o se sacrifica al pueblo palestino. Esta es la razón por la que su facción armada -financiada por Irán- lanza periódicamente cohetes contra Israel. Pese a que la superioridad del estado judío es abismal y su venganza tan previsible como implacable, la organización no duda en poner bajo las bombas israelíes a la población gazatí. 

 

No hay palestinos muertos para Hamas en su guerra contra Israel, hay mártires, aunque sean bebés.

 

3.- Emiratos Árabes Unidos.

 

La excusa del príncipe heredero emiratí, Mohamed bin Sayed, para acudir el martes a la Casa Blanca a firmar la paz con el premier israelí Benjamín Netanyahu, es que ha evitado de esta manera que el mandatario conservador israelí cumpla su amenaza de anexionarse parte de Cisjordania. Está por ver si el aguerrido y nacionalista Netanyahu cumple su palabra. Pero hay otra razón que el jeque emiratí no dice: Irán.

 

Los Emiratos -al frente de ellos las extravagantes Abu Dhabi y Dubái- a quien temen no es a Israel sino a Irán, con el que comparte el estratégico estrecho de Ormuz, el mayor paso de buques petroleros del mundo y donde Teherán suele realizar maniobras navales para mostrar sus avances en misiles e intimidar a sus vecinos.

 

4.- Bahréin.

 

No es casualidad que el pequeño estado-isla sólo esté unido a tierra firme por un puente que conecta con Arabia Saudí. Por allí pasaron en 2011 los tanques saudíes que aplastaron la rebelión popular, al calor de la Primavera Árabe. No es casualidad tampoco que ese pequeño país del golfo Pérsico sea la sede de la V Flota de EU, la mayor base naval de la región. Bahréin es el único país árabe donde los chiíes son la gran mayoría, pero el poder (y los privilegios) lo detenta la minoría suní encabezada por la familia real Al Jalifa. Lo último que pueden permitirse los saudíes y los estadunidenses es que la mayoría chií de Bahréin derroque a la monarquía aliada y surja un gobierno proclive a los intereses de Irán, la gran patria chií. Casi una década después de esa “ayuda militar” saudí -bendecida por Washington- la consecuencia podría ser la normalización de relaciones con Israel.

 

5.- Arabia Saudí.

 

Bahréin nunca habría firmado la paz con Israel sin el consentimiento del hermano mayor saudí, pero eso no quiere decir que los saudíes vayan a seguir el mismo camino. Sería un triunfo demasiado grande para Israel y sería muy difícil de digerir para millones de musulmanes que ondease la “bandera sionista” en la tierra del profeta Mahoma.

 

Eufórico por su triunfo diplomático -que espera que se traduzca en votos de cara a las elecciones del 3 de noviembre-, Trump se felicitó por haber logrado que el número de países árabes que tienen relaciones con Israel sea ahora el doble. Egipto firmó la paz con Israel en 1979, a cambio de la devolución de la península del Sinaí; mientras que Jordania lo firmó en 1994, a cambio de fijar la frontera occidental entre el reino hachemí y el estado judío. Por su parte, Turquía -que no es una nación árabe- fue el primer estado musulmán que intercambió embajadas con Israel, en 1950, apenas dos años después de la fundación del Estado judío y la expulsión de miles de palestinos de sus hogares y tierras.

 

6.- Quién sigue.

 

Durante la histórica triple firma de los Acuerdos de Abraham en la Casa Blanca, Trump dijo que espera que “cuatro o cinco países árabes más se unan al acuerdo”, sin detallar cuáles serían. Riad dijo “no”, pero tan educadamente que podría interpretarse como que cedería, si la amenaza iraní crece o se hace con la bomba nuclear. 

 

Los siguientes en las apuestas son el moderado Omán, y dos naciones árabes del norte de África que en su día formalizaron relaciones con Israel, pero luego dieron marcha atrás: Marruecos y Mauritania. La frialdad con la que ambos países acogieron los Acuerdos de Abraham no parece anticipar otro anuncio sorpresa en las próximas semanas. Sin embargo, la ausencia de críticas oficiales podría interpretarse como dejar que otros se sumen antes o “esperar y ver” la reacción de la opinión pública musulmana. A fin de cuentas, no es lo mismo lo que hagan las autoridades de las monarquías petroleras del golfo, con una población escasa, pero privilegiada, que países pobres y superpoblados, con tan poco que perder que podrían derribar gobiernos que se alíen con Israel, como los no árabes Afganistán, Pakistán o Indonesia.

 

7.- ¿Irán y sus aliados?: Jamás.

 

Por último está el bloque de países que ha jurado no formalizar relaciones con Israel, porque niegan la propia existencia del Estado judío o pretenden que no exista, como Irán y sus aliados chiitas con poder parcial o total en sus respectivos países: Hezbolá en Líbano, el Movimiento al Sadr en Irak, los hutíes en Yemen o el presidente Bachar al Asad en Siria.

 

No se trata sólo de que la revolución islámica iraní de 19979 declaró que Israel debía ser destruido, sino de derrotar también a las “monarquías corruptas y proyanquis suníes”, como las llama Teherán, y de paso, ganarse las simpatías de los más de mil millones de musulmanes en todo el mundo.

El presidente Donald Trump aseguró el lunes que la vacuna contra el coronavirus SARS-CoV-2 (que causa la enfermedad Covid-19) que desarrolla Estados Unidos, se aprobará durante las próximas semanas.

 

"No lo estoy haciendo por razones políticas, quiero la vacuna rápido […]. Vamos a tener una vacuna en cuestión de semanas, podría ser en cuatro semanas, podría ser en ocho semanas. Estamos teniendo buenos resultados y tenemos muchas compañías excelentes", declaró el mandatario estadounidense en entrevista para la cadena Fox News.

 

El presidente de Estados Unidos reiteró que en dicho país hay tres principales empresas farmacéuticas (Pfizer, Johnson & Johnson y Moderna) que buscan obtener esta vacuna contra el Covid-19, lo que ayudará a tener resultados pronto.

 

"Estamos muy cerca de recibir la vacuna y eso es algo que espero con ansias. Creo que será muy bueno para el mundo, no sólo para nosotros sino para el mundo", agregó el mandatario estadounidense

 

Durante la entrevista, Trump abundó que si esto hubiera ocurrido en la gestión "OBiden" (juego de palabras con los nombres de Barack Obama y Joe Biden), la vacuna habría tardado al menos dos años.

 

Pfizer Inc y BioNTech, quienes desarrollan una de las tres vacunas estadounidenses contra el Covid-19, propusieron el pasado 12 de septiembre, a la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) expandir la Fase 3 de su candidata a vacuna, a unos 44 mil participantes, al mismo tiempo que incrementa la diversidad de la población involucrada en el estudio.

 

La expansión propuesta también permitiría a las empresas inscribir a personas de hasta 16 años de edad, así como con VIH crónico estable, hepatitis C y hepatitis B.

 

Por otra parte, una encuesta de la Universidad Estatal de Ohio indicó que siete de cada 10 estadounidenses estarían dispuestos a recibir la vacuna contra el Covid-19, una vez que esté disponible.

 

Según dicho sondeo, mil 374 de 2 mil personas encuestadas, equivalente al 69 por ciento, dijeron que "definitivamente" o "probablemente" recibirían una vacuna contra el Covid-19. Mientras que otro 17 por ciento respondió que "no estaba seguro" y el 14 por ciento más dijo que "probablemente o definitivamente" no estaba dispuesto para hacerlo.

 

 

CHINA TAMBIÉN PROMETE VACUNA CONTRA EL COVID EN NOVIEMBRE

 

Por otra parte, Wu Guizhen, responsable del Centro Chino para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), afirmó que las vacunas contra el coronavirus que se están desarrollando en dicho país asiático, podrían estar listas para su uso por parte de la población el próximo mes de noviembre.

 

China tiene cuatro posibles vacunas contra el Covid-19 en la fase final de los ensayos clínicos. Al menos tres de ellas ya se han ofrecido a trabajadores esenciales, en el marco de un programa de uso de emergencia iniciado el pasado mes de julio.

 

Los ensayos clínicos de Fase III se desarrollaron sin problemas y las vacunas podrían estar listas para el público en noviembre o diciembre, dijo el jefe de bioseguridad de los CDC chinos, Wu Guizhen, en una entrevista con una cadena de la televisión estatal.

 

Wu, quien dijo que no ha experimentado ningún síntoma anormal en los últimos meses tras haber probado una vacuna experimental en abril, no especificó a cuáles vacunas se refería.

 

Una división de la empresa farmacéutica estatal China National Pharmaceutical Group (Sinopharm) y Sinovac Biotech están desarrollando las tres vacunas encuadradas en el programa estatal de uso de emergencia. Una cuarta vacuna que desarrolla CanSino Biologics fue aprobada para su uso por el Ejército chino el pasado junio. En ese mismo mes, Sinopharm dijo que su vacuna podría estar lista para su uso público a finales de este año, después de la conclusión de la Fase III de los ensayos.

El presidente de EE.UU., Donald Trump, desafió este sábado las normas sobre COVID-19 en Nevada al celebrar el primero de dos mitines multitudinarios en ese estado clave, en el que acusó de nuevo a la oposición demócrata de "amañar" las elecciones de noviembre al facilitar el voto por correo.

 

Trump habló ante unos pocos miles de personas, la gran mayoría de ellas sin mascarilla, en el hangar del aeropuerto de la pequeña localidad de Minden, a pesar de que en Nevada están prohibidos los eventos que congreguen a más de cincuenta personas, debido a los riesgos de contagio del coronavirus.

 

"El gobernador de su estado ha intentado por todos los medios evitar que tengamos este acto esta noche", dijo Trump en referencia al demócrata Steve Sisolak.

 

La campaña de reelección del presidente se vio obligada a cancelar dos mitines que tenía previstos para este sábado y domingo en Reno y Las Vegas, respectivamente, después de que las autoridades de Nevada les recordaran las restricciones relacionadas con la pandemia en el estado.

 

Eso no amedrentó a Trump, que programó entonces un primer mitin en pequeño aeropuerto de Minden, al oeste del estado, y un segundo acto este domingo en Henderson (cerca de Las Vegas), en la sede de una empresa a la que las autoridades locales ya han amenazado con una citación judicial si sigue adelante con el evento.

 

"Este tipo (el gobernador de Nevada) es en el que estamos confiando con millones y millones de votos. Puede amañar las elecciones", alegó Trump en referencia a la decisión de Sisolak de enviar papeletas a todos los votantes registrados del estado por si quisieran votar por correo.

 

"Los demócratas están intentando amañar estas elecciones" mediante el voto por correo, recalcó Trump, quien insiste en alegar que ese método de votación puede favorecer el fraude, a pesar de que varios estudios han demostrado que eso es extremadamente improbable.

 

El mitin, que duró casi dos horas, se produjo cerca de la frontera con California, donde varios incendios queman desde hace semanas, y la calidad del aire en el aeropuerto de Minden se consideraba "insalubre", pero Trump aprovechó para promocionar su decisión de retirarse del Acuerdo de París sobre el clima.

 

Trump se dirigió además especialmente a los latinos, al asegurar que algunos le prefieren frente al candidato demócrata, el exvicepresidente Joe Biden, y pronosticó: "Vamos a ganar una proporción récord del voto hispano en noviembre".

 

El presidente, que este domingo participará en una mesa redonda con latinos en Las Vegas, perdió el voto hispano por mucha diferencia en 2016, pero algunos sondeos han dado señales de que ese sector de población puede estar ligeramente más dispuesto a respaldarlo que hace cuatro años.

 

La visita de Trump a Nevada demostró que apuesta en serio por ese estado donde ningún republicano ha ganado unas elecciones presidenciales desde 2004, y donde Biden mantiene una ventaja de unos 6 puntos porcentuales sobre el mandatario.

La Universidad inglesa de Oxford informó este sábado de que reanudará sus ensayos clínicos de la vacuna contra la COVID-19, tras ser recientemente interrumpidos después de que un voluntario en el Reino Unido sufriera una reacción adversa.

 

En un comunicado, Oxford indicó que las pruebas de la vacuna, denominada ChAdOx1 nCoV-19 y que es desarrollada junto a la farmacéutica AstraZeneca, se reanudarán en el Reino Unido después de hacer una pausa el pasado día 6 como medida de precaución.

 

Esta posible vacuna, considerada una de las más avanzadas que se desarrollan en todo el mundo, está en las fases finales de los ensayos clínicos antes de recibir la autorización de los organismos reguladores para proceder a inmunizar a la población.

 

A finales de agosto, la UE cerró con la farmacéutica británica AstraZeneca un "primer contrato" que le garantizaba el acceso a 300 millones de dosis de la vacuna, por lo que la suspensión de los ensayos supuso un serio motivo de preocupación en Europa y en todo el mundo.

 

En su nota para dar cuenta de la reanudación de las pruebas, la universidad indicó que en todo el mundo unas 18.000 personas han recibido esta vacuna en estudio como parte de los ensayos clínicos y que, en pruebas tan amplias como esta, se espera que algún participante pueda sentirse mal.

 

"Cada caso debe ser evaluado cuidadosamente" para asegurar la seguridad de la vacuna, añadió el comunicado de Oxford, que no ha especificado la fecha de reanudación de los ensayos.

 

Las pruebas clínicas en el Reino Unido empezarán otra vez tras completarse el proceso de revisión independiente.

 

"No podemos desvelar la información médica sobre la enfermedad (del voluntario) por razones de confidencialidad del participante", explica la alta casa de estudio en su nota.

 

"Estamos comprometidos -añadió- con la seguridad de nuestros participantes y el más alto nivel de conducta en nuestros estudios y seguiremos de cerca la seguridad" de la vacuna.

 

La potencial vacuna, que dio resultados prometedores en los primeros ensayos, estaba siendo sometida a pruebas clínicas en el Reino Unido, Estados Unidos, Brasil y Sudáfrica.

 

El mes pasado, los Gobiernos de Argentina y México, así como la fundación mexicana Slim, llegaron a un acuerdo con AstraZeneca y la Universidad de Oxford para fabricar la vacuna para sus países y distribuirla después al resto de América Latina, excepto Brasil.

 

El presidente de Argentina, Alberto Fernández, informó en agosto de que el objetivo era elaborar entre 150 y 250 millones de dosis que estarían disponibles a precios accesibles, con un coste individual de entre 3 y 4 dólares.

Woodland Hills, un suburbio del norte de Los Ángeles, registró el domingo 49.4 grados centígrados, más que Arabia Saudí, la temperatura más alta medida nunca en el condado de Los Ángeles.

 

La ola de incendios que asola California por la combinación de sequía extrema y altas temperaturas ha dejado más de 800 mil hectáreas quemadas en el recuento de este martes por la mañana, lo que supone el récord en toda la historia del Estado en un solo año.

 

El récord de hectáreas quemadas (el anterior fue en 2018) se marca además cuando la temporada clásica de incendios acaba de comenzar. Septiembre suele ser el mes más caluroso y los incendios más peligrosos suelen producirse entre este mes y diciembre, cuando empiezan a bajar las temperaturas.

 

Woodland Hills, un suburbio del norte de Los Ángeles, registró el domingo 49.4 grados centígrados, más que Arabia Saudí, la temperatura más alta medida nunca en el condado de Los Ángeles.

 

Los equipos de emergencia estatales combaten 13 fuegos activos el martes por la mañana, además de otros pequeños fuegos locales. El más preocupante era el llamado incendio Creek, en las montañas al noreste de Fresno. El fuego ha quemado 58.000 hectáreas en una zona boscosa. Lleva tres días ardiendo y el martes por la mañana estaba completamente fuera de control.

 

El Creek Fire dejó también una imagen sin precedentes el lunes. La Guardia Nacional (el ejército reservista estatal) tuvo que organizar una operación de rescate aéreo de alrededor de 200 veraneantes que habían quedado atrapados por las llamas alrededor del lago Mammoth Pool, un lugar de recreo acuático en las montañas. 

 

Casi 200 mil hogares californianos sufrieron cortes eléctricos durante la pasada madrugada, que podrían repetirse en las próximas horas a causa de los múltiples incendios que queman en el estado y como prevención para evitar que se declaren más.

 

El principal proveedor de energía eléctrica del estado, Pacific Gas and Electric (PG&E) alertó el fin de semana que podría tener que recurrir a cortes del servicio deliberados para evitar que el sistema se sobrecargue, puesto que la zona también se encuentra bajo una intensa ola de calor.

 

Los cortes del suministro eléctrico afectaron a 22 condados, entre ellos las regiones vinícolas de Napa y Sonoma, y ya hay otro anunciado para este martes en el condado de Kern, que podría extenderse a áreas vecinas.

 

La lógica tras los cortes es que, en un momento de enorme demanda de electricidad por el uso de aparatos de aire acondicionado y otros dispositivos para luchar contra el calor, la red se sobrecargue y emita chispas que, dada la extrema sequedad del terreno y los fuertes vientos, inicie nuevos fuegos o atice los ya existentes.

Múltiples incendios forestales arden en California y uno de ellos se inició durante una fiesta de revelación de género, dijeron las autoridades.

 

El fuego ocasionó desalojos en varias áreas de Yucaipa, una ciudad de cerca de 54 mil habitantes, y zonas circunvecinas. Pese a que se arrojaba agua desde helicópteros, las llamas no cedían —extendiéndose para la mañana del lunes a 30 kilómetros cuadrados (11.5 millas cuadradas)— y los más de 500 bomberos en el lugar sólo habían logrado una mínima contención. Hasta ahora ninguna casa ha sido consumida por el fuego ni hay reportes de heridos.

Múltiples incendios forestales arden en California y uno de ellos se inició durante una fiesta de revelación de género, dijeron las autoridades.

 

El fuego ocasionó desalojos en varias áreas de Yucaipa, una ciudad de cerca de 54 mil habitantes, y zonas circunvecinas. Pese a que se arrojaba agua desde helicópteros, las llamas no cedían —extendiéndose para la mañana del lunes a 30 kilómetros cuadrados (11.5 millas cuadradas)— y los más de 500 bomberos en el lugar sólo habían logrado una mínima contención. Hasta ahora ninguna casa ha sido consumida por el fuego ni hay reportes de heridos.

El alto representante de la Unión Europea (UE) para la Política Exterior, Josep Borrell, calificó de "inaceptables" las "detenciones arbitrarias y los secuestros por motivos políticos" en Bielorrusia, entre ellos, el de la líder opositora María Kolésnikova.

 

Un grupo de personas vestidas de civil y encapuchadas detuvieron este lunes en Minsk a María Kolesnikova, la única de las tres líderes opositoras que no había huido de la represión en Bielorrusia, ordenada por el dictador Aleksandr Lukashenko.

 

Kolesnikova, gestora cultural y directora de campaña del aspirante a candidato presidencial Viktor Babariko, en prisión desde junio, caminaba por el centro de la capital bielorrusa cuando personas no identificadas se han acercado a ella y la han metido en una miniván.

 

“Escuché el sonido de un celular cayendo sobre el asfalto, una especie de pisotón, me di la vuelta y vi que personas vestidas de civil y con máscaras empujaban a María hacia una minivan”, relató una testigo al portal Tut.by.

 

El secuestro de Kolesnikova, uno de los rostros más conocidos de la oposición y una de las cabezas del consejo de coordinación, es el último golpe de Lukashenko -que lleva 26 años en el poder- contra los opositores y cualquier voz crítica. 

 

El líder autoritario acusa al comité, que busca una transición pacífica y la liberación de los presos políticos, de querer “tomar el poder”, por lo que su misión es descabezarlo. Cuatro de las siete personas que forman su junta directiva, en la que está la premio Nobel de Literatura Svetlana Alexiévich, han sido detenidas y el resto, como el exministro de Cultura Pavel Latushko, fueron forzados a huir del país. 

 

“Fue un ultimátum del KGB”, declaró el exministro. Bielorrusia es el único país de la desaparecida URSS que mantiene las siglas de la siniestra policía política soviética.

 

La Policía de Minsk, por su parte, negó que Kolésnikova haya sido detenida por sus agentes.

 

Kolésnikova, música de profesión, es la única de la troika de mujeres que plantaron cara al presidente Alexandr Lukashenko durante la campaña electoral que sigue en Minsk, ya que la líder opositora, Svetlana Tijanóvskaya, está en Lituania, y Verónika Tsepkalo también se exilió tras las elecciones del 9 de agosto, en las que Lukashenko se declaró ganador con más del 80 por ciento de los votos.

 

En una reciente entrevista, la opositora secuestrada aseguró que no tenía miedo a que la detuvieran.

 

"Conozco demasiado bien los últimos 26 años de historia de Bielorrusia. Para mí fue una elección y un riesgo que tomé con todas las consecuencias. Pero el futuro de Bielorrusia merece luchar por él y sacrificar algunas comodidades. No lo lamento", señaló.

 

El alto representante de la Unión Europea (UE) para la Política Exterior, Josep Borrell, calificó de "inaceptables" las "detenciones arbitrarias y los secuestros por motivos políticos" en Bielorrusia, entre ellos, el de la líder opositora María Kolésnikova.

 

"Las autoridades estatales deben dejar de intimidar a los ciudadanos y de violar sus propias leyes y sus obligaciones internacionales", escribió Borrell.

Página 1 de 103

VIDEO DE INTERÉS

BANNERS DERECHA