Está aquí: Home
Jueves, 16 Mayo 2019 23:38

Morir bajo el narco Destacado

Escrito por 
Valora este artículo
(0 votos)

Por Adela Navarro Bello

En 2016 Javier Valdez Cárdenas, periodista, columnista, reportero, escritor y fundador de Ríodoce, publicó la reedición de su libro Malayerba. La vida bajo el narco. Hoy día se vende la reimpresión con un anexo, una frase acompañada de la fotografía del autor, que dice, “El legado de un periodista valiente asesinado por el narcotráfico”.

Malayerba fue editado por primera ocasión en 2009, el prólogo lo escribió el maestro Carlos Monsivais. Seis años después sucedió la reimpresión, y en marzo de 2017 en la FILEY, Feria Internacional del Libro en Yucatán, Javier Valdez lo presentó por última ocasión. El 15 de mayo de 2017 a escasas cuadras de las instalaciones de Ríodoce, el periódico que fundó y que hoy día encabeza Ismael Bojórquez, Javier Valdez fue asesinado. Una docena de impactos de bala acabaron con su vida en medio de una calle que transitó muchas veces entre la alegría de la vida, la pasión del periodismo y el amor por el prójimo.

Una de las características de la narrativa de Javier Valdez fue precisamente la empatía. Escuchar, entender, comprometerse y padecer la vida de las víctimas del narcotráfico en México. Lo suyo fue un periodismo social, de denuncia, crítica, análisis y opinión.

En Malayerba, Javier nos relata con una cruda precisión las vivencias de las víctimas de la violencia en México. De madres, hijos, hijas, parejas, amigos, que en medio de una guerra del narcotráfico (intervenga o no el Gobierno), pierden todo. Pierden la vida, la tranquilidad, la chispa, y se adaptan a la violencia como quien aprende a caminar. La normalización de la violencia que en México sigue siendo una realidad allende las políticas públicas de un Presidente u otro, sea del PAN, del PRI o ahora de Morena.

 

Los mexicanos viven entre las balas, la falta de oportunidades, los abusos, la represión y la violencia. Pocas denuncias y muchas vivencias. De eso escribió Javier Valdez, en ese contexto defendió a las víctimas, dándoles la voz que ministerialmente les ha sido negada.

De escribir sobre la vida bajo el narcotráfico, la suya le fue arrebatada por el narcotráfico.

 
 

Una insana lucha entre los hijos del narcotraficante Joaquín “El Chapo” Guzmán, con Dámaso López Núñez y sus herederos, acabó con la vida del periodista. Las dos células criminales son culpables de este atentado a la libre expresión en México. La que ordenó apretar el gatillo, y la que provocó la violencia en México y en Sinaloa.

Las historias que relató Javier Valdez son historias de horror. De terror. De violencia extrema narrada con una crudeza que duele, lacera. Son las historias de México, del narcotráfico, la violencia, la inseguridad y la impunidad que persiste en los días actuales. Tres han sido identificados como los asesinos del periodista. Uno fue asesinado en su propio contexto y dos más buscan el amparo de la justicia. De los autores intelectuales poco se sabe en términos ministeriales, aunque los periodistas sabemos quiénes fueron y la sociedad también.

Pero la procuración de justicia en este país que tiene récord en homicidios dolosos a pesar que el Presidente Andrés Manuel López Obrador tenga otros daos, ha estado opacada por la impunidad. Una impunidad producto de la colusión de investigadores con miembros del  narcotráfico y el crimen organizado, y una impunidad originada en la falta de capacidad, preparación y recurso en el Ministerio Público Federal.

A dos años que se cumplen hoy del asesinato de Javier Valdez, no hay justicia. El mensaje en México persiste: si matas a un periodista no serás investigado, no serás encarcelado. La impunidad en el caso de los expedientes de atentados contra la prensa es prácticamente del 100 por ciento.

 

Ya fuimos enterados de las terribles condiciones en que el Fiscal General de la República, Alejandro Gertz Manero,r lo que fue la Procuraduría General dela República, entre cuyas unidades se encuentra la FEADLE (Fiscalía Especial para la Atención de Delitos contra la Libertad de Expresión). Pero a más de cien días de asumida la posición de Fiscal, éste ya no tiene pretexto. El balance ya se hizo, las condiciones se conocen, y las necesidades están identificadas. Lo que sigue, es empezar a dar resultados positivos en materia de justicia.

El crimen de Javier Valdez tiene dos años en la impunidad, pero hay otros periodistas asesinados cuyos casos no han sido resueltos en 31 años (Héctor Félix Miranda), en dos años (Miroslava Breach), en quince años (Francisco Javier Ortiz Franco), en menos de tres semanas (Telésforo Santiago Enríquez), y más de 140 periodistas asesinados en México desde el año 2000.

Desde el lunes 13 de mayo hasta el miércoles 15 de mayo de 2019, en Culiacán, Sinaloa, los compañeros que fueron de Javier Valdez y periodistas de todo México, se reúnen para honrar la memoria del escritor en lo que se ha denominado la Segunda Jornada Malayerba, en claro honor al libro del periodista.

Las jornadas son para recordar el compromiso de Javier, para exigir al Gobierno federal, ahora encabezado por Andrés Manuel López Obrador, que haga su trabajo, que acabe con el origen de la violencia, causa de los crímenes. Para denunciar al Fiscal la urgencia de justicia en este y en tantos cientos de miles de asesinatos cometidos en México cada sexenio, para recordarles a los periodistas que hacer periodismo de investigación abona a la justicia, exhibe la corrupción, devela la incapacidad gubernamental, y da voz a las víctimas, como lo hizo Javier Valdez hasta que lo mataron.

Hace dos años, después de relatar la vida bajo el narcotráfico que muchas familias experimentan en México, Javier Valdez fue asesinado por el narcotráfico. Lo que en Sinaloa se busca, lo que la República necesita, es que se ejerza el Estado de Derecho, que no haya perdón ni olvido, que haya  justicia para todos.

Visto 375 veces

Venenatis vitae, justo. Nullam dictum felis eu pede mollis pretium. Integer tincidunt. Cras dapibus. Vivamus elementum semper nisi. Aenean vulputate eleifend tellus. Aenean leo ligula

Sitio Web: www.joomshaper.com

VIDEO DE INTERÉS

BANNERS DERECHA

 
 
 
 
 
 

Carlos Alejandra, A.C.