Está aquí: Home
Domingo, 04 Agosto 2019 00:22

Corrupción y traiciones, con Mirna Rincón Destacado

Escrito por 
Valora este artículo
(0 votos)

 

Por Alfredo Calva.

Cual si fueran series producidas por Netflix es como se pueden entender los episodios de trapacerías, corrupción y traiciones, cuya estrella principal en el reparto de actores que sobresale con brillo refulgente como el de una diva de Hollywood, es la presidente municipal de Playas de Rosarito, Mirna Rincón Vargas.

 

Su pretensión de levantar la veda, que ella misma impulsó y le aprobó el cabildo en marzo del 2017, para la instalación y operación  de negocios dedicados al almacenaje, distribución y venta de gas LP, conocidas como “gaseritas", muestra y da certeza a lo que se comenta desde los primeros meses de su administración en los pasillos de palacio municipal y los corrillos políticos, que es impostada su honorabilidad y probidad, ya que estas desaparecen con suma facilidad, en cuanto se le presentan oportunidades de hacer negocios que le resulten sustancialmente redituables, sin importar que para ello se violenten leyes y reglamentos.

La moratoria a la instalación de “gaseritas" de acuerdo a lo que señalan fuentes consultadas que vivieron de cerca el asunto, es la resultante del cabildeo de la empresa Zeta Gas con la primer edil y algunos de sus allegados, para evitar que sus competencias continuaran instalando, -en el gobierno Silvano Abarca Macklis otorgaron 12 anuencias-, negocios de ese tipo, y en su oportunidad y a su indicación, Mirna Rincón presentara la propuesta de suspender la prohibición, y así ellos obtener las autorizaciones para instalar sus “gaseritas".

Obviamente en este cabildeo se incluía el agradecimiento económico de Zeta Gas a la diligente disposición en contribuir para el beneficio de la empresa por parte de Rincón Vargas y sus subalternos, acción que fue valorada sustancialmente y fue tasada por las partes en la nada despreciable cantidad de 100 mil dólares, lo que se reflejó en el mes de marzo del 2017, cuando en sesión de cabildo fue aprobada la moratoria para la instalación de “gaseritas".

El tiempo transcurrió y la proterva asociación convivía felizmente, nada nublaba el proyectado horizonte de su acuerdo, hasta que, en los primeros meses del presente año, como en los matrimonios más felices, se presentó el tercero en discordia, la empresa Blue Propaine, mejor conocida como Gas Rivera, y susurrándole al oído de Mirna Rincón, logró convencerla de que traicionara a Zeta Gas y jugara con ellos en la instalación de “gaseritas".

La infidelidad de la alcaldesa rosaritense afloró en cuanto escucho que por esa acción se le gratificaría con cinco millones de pesos, solo tenía que presentar el punto de acuerdo para cancelar la moratoria en sesión de cabildo para su aprobación, -en este punto solo los regidores involucrados saben cuanto les ofreció la primer edil por el voto a favor-, y autorizar la instalación y operación de 5 “gaseritas" en diversos puntos de Rosarito.

La deslealtad hacia Zeta Gas estaba decidida y solo se restaba lanzar la convocatoria para la celebración de la sesión de cabildo, fecha que estableció para el pasado 25 de julio, sin embargo, la traición trascendió y llegó a oídos de Zeta Gas, quien de inmediato buscó a la alcaldesa a la que exigió una explicación por su conducta desleal, y exigió el cumplimiento del compromiso.

Ante ésta situación, y la presión social que se registró al trascender a unos sectores de la comunidad rosaritense, la intención de la primer edil de autorizar la instalación y operación de “gaseritas", Rincón Vargas al inicio de la sesión de cabildo, ordenó sacar el acuerdo que estaba programado para ser presentado por ella ante el cuerpo edilicio, sin dar explicación alguna al colegiado por su abrupta decisión, lo que sorprendió a regidores y rosaritenses que acudieron al evento.

Debido a lo anterior, todo hace indicar que el asunto de las “gaseritas” pasará a la tierra del olvido, la situación en que se colocó Mirna Rincón Vargas, debido a su licencioso acuerdo y posterior traición a Zeta Gas no es una novedad, ya en otras ocasiones a reculado en similares tratos, solo hay que recordar que en redes circuló un audio en el que pide a uno de sus allegados, David Ceja, regrese una cantidad de dinero que les fue entregada a cambio de promover la masificación de una funcionaria, su conducta de simulada honorabilidad ya no se la creé nadie, los actos de corrupción que ha implementado, solapado e impulsado, han trascendido a casi todos los sectores de Rosarito.

Es por ello, que llama poderosamente la atención, que con esos antecedentes de corrupción y mala gestión gubernamental, el gobernador electo, Jaime Bonilla Valdéz, quien entrará en funciones el primer día del próximo noviembre, la haya invitado, de acuerdo a lo expresado por la propia Rincón Vargas, en reunión con sus allegados celebrada en días pasados, de que será subsecretaria de Trabajo y Previsión Social, que así se lo confirmó quien fungirá como titular de la dependencia, Sergio Moctezuma, en pagó a su apoyo y lealtad a Morena y sus candidatos, pese a su militancia panista, en la pasada contienda electoral.

Las traiciones a veces pagan.

 

Y mientras tanto….

Continúa la simulación en torno a la basificación de panistas en el gobierno del estado.

 

Visto 237 veces

Venenatis vitae, justo. Nullam dictum felis eu pede mollis pretium. Integer tincidunt. Cras dapibus. Vivamus elementum semper nisi. Aenean vulputate eleifend tellus. Aenean leo ligula

Sitio Web: www.joomshaper.com

VIDEO DE INTERÉS

BANNERS DERECHA

 
 
 
 
 
 

Carlos Alejandra, A.C.