Está aquí: HomeEntretenimiento

Entretenimiento

 

Han pasado más de 20 años desde que la banda británica The Rolling Stones ofreció su primer concierto en la Ciudad de México, en el que se convirtió en uno de los momentos más emotivos de la historia de la música, pues varias generaciones se dieron cita en el aquel entonces nuevo foro de conciertos, Autódromo Hermanos Rodríguez, que posteriormente se convirtió en el Foro Sol.

Los músicos deleitaron a su público en cuatro fechas: 14, 16, 18 y 20 de enero de 1995, como parte de la gira de su disco Vodoo Lounge en lo que fue un espectáculo casi teatral, con títeres colosales que se inflaban y se movían al ritmo de las canciones de las Piedras Rodantes, y que se convirtieron en un pretexto para demostrar los alardes tecnológicos, ante la euforia de los presentes.

La velada comenzó con el cover de la banda texana The Crickets, “Not fade away” y luego la larga lista de éxitos como “Tumbling dice”, “You got me rocking”, “Rock and a hard place”, “Rock off” y su emblemática “(I Can’t Get No) Satisfaction”. También dieron vida a “Beast of burden”, la dolorosa “Angie” y “You can’t always get what you want”.

El setilist, que fue el mismo para las cuatro presentaciones, incluyeron también el cover a The Temptations de “Just my imagination (Running away with me)”, “Love is strong”, “I go wild”, “Miss you”, “Honky tonk women” y uno de sus himnos, con “Sympaty for the devil”. En la voz también apareció el guitarrista Keith Richards para cantar “The worst” y “Happy”. Luego llegaron “Gimme shelter”, “Street fighting man”, “Start me up” y el cierre con temas como “It’s only rock n’ roll(But I like it)” y “Brown sugar”, el encore corrió a cargo de “Jumping Jack flash”.

La banda integrada por Mick Jagger, Keith Richards, Charlie Watts y Ron Woods, también conocidos como Las Satánicas Majestades, abarrotaron cada una de sus fechas, pero también aprovecharon su visita para grabar el video musical de su tema “I go wild” como recordó el fotógrafo Fernando Aceves para la revista Chilango, en julio del 2013.

Según la entrevista al artista visual la grabación se dio en el ex templo de San Lázaro, que se ubica a dos cuadras del Palacio Legislativo en el Centro de la ciudad de México y que data de 1572, al cual fue invitado en suplencia de un fotógrafo brasileño que no acudió a la cita y que era quien los acompañaría en la gira.

“Describir a alguien como Mick Jagger es muy complejo. Él, como figura pública de tan alto rango, es difícil de conocer de una manera abierta. Fue una sesión fuera de lo común, sin gente externa, periodistas o fotógrafos (…) Es más como un hombre de negocios, una persona centrada, tiene la imagen de un empresario o de una industria. Lo veía más como un personaje de la realeza, hablaba poco, arrogante, sí, pero poseedor de una arrogancia justificada por ser quien es”, recordó Aceves en la publicación.

El fotógrafo recordó que un día después de la grabación, los músicos ofrecieron una conferencia de prensa para algunos periodistas y medios de renombre en la que después de 15 minutos, Jagger decidió cortar de tajo la sesión de preguntas y retirarse.

Otros como el periodista Chava Rock han recordado que aquel primer concierto en México también tuvo impacto fuera del escenario pues para el portal Yahoo.com, en su columna, recordó que aquella presentación estuvo a punto de hundir a la empresa Ocesa, que en ese entonces comenzaba como una apuesta para organizar eventos de talla internacional, de los cuales el primero de ellos fue INXS, cuatro años antes de la llegada de The Rolling Stones.

El acontecimiento ocurrió porque el contrato de los músicos británicos estaba dado en una cierta cantidad de dólares, pero a finales de 1994 en México se dio una de las crisis económicas más importantes del país, conocida como el error de diciembre, por lo que a la hora de pagarles cada billete verde valía tres veces más. Según recuerda el periodista fue el poder presidencial del Partido Revolucionario Institucional (PRI) el que posibilitó la llegada de los músicos.

Después de su primera visita, los Rolling regresaron tres años después en el mes de febrero para promover su disco Bridges to Babylon, en esa ocasión con un Jagger que no tuvo encuentro alguno con ningún medio de comunicación.

Con un escenario inspirado en las iglesias barrocas mexicanas, en el fondo del escenario se veía una pantalla circular gigante, arrancaron con “(I Can’t Get No) Satisfaction”, para después tocar 20 temas más, entre ellos “Gimme Shelter”, “Anybody Seen My Baby”, “She’s A Rainbow” y el espectacular cierre de “Brown Sugar”.

En febrero del 2006, las Piedras Rodantes se presentaron por última vez en México como parte de la gira promocional de A bigger bang. Hospedados en el Hotel Four Seasons tan sólo estuvieron un par de horas en el bar del hotel, sin dar autógrafos ni aceptar fotos, además de no ofrecer conferencia de nueva cuenta.

Nuevamente en el Foro Sol como escenario los músicos deleitaron a los mexicanos con 19 canciones el 26 de febrero. En esa ocasión Jagger intentó acercarse al público con mensajes en español pero no fue sino con temas como “It’s Only Rock ‘n’ Roll (But I Like It)” o “Get Off of My Cloud”, que llevó los ánimos a lo más alto. “You Can’t Always Get What You Want”, tocada en el encore fue de lo mejor de la noche. Días después también se presentaron en el Estadio Universitario, de Monterrey.

Después de una década de su última visita a nuestro país, Mick Jagger (72 años), Keith Richards (72), Ron Wood (68) y Charlie Watts (74) arribaron a la ciudad de México desde el viernes para continuar con su gira de conciertos Olé Tour, la cual tiene contemplada dos fechas en la Ciudad de México el 14 y 17 de marzo en el Foro Sol, en lo que significa su cuarta visita de la legendaria banda inglesa a nuestro país.

 

 

La mejor opción para las personas que necesitan un trasplante de riñón es la donación de órganos de pacientes vivos, pues se reduce el tiempo de espera si fuera trasplante cadavérico, aseguró el doctor del Hospital Metodista de Houston, Richard Knight.

“A veces los pacientes pueden llegar a esperar largos períodos de tiempo por un riñón nuevo, situación causante de extrema ansiedad y estrés”, expresó el cirujano especialista en trasplantes de riñón en un comunicado del centro médico.

De acuerdo con el Centro Nacional de Trasplantes (Cenatra), en México existen 20 mil 352 personas que se encuentran en la lista de espera para recibir cualquier tipo de trasplante, de las cuales 12 mil 411 esperan uno de riñón.

 

El riñón de un donante vivo puede durar de 12 a 20 años en condiciones sanas, por su parte la esperanza de vida del riñón de una persona fallecida es de ocho a 12 años, mencionó el especialista.

 

Antes de convertirse en donador vivo, la persona es sometida a un estudio previo que permite a los doctores conocer su historial médico y su funcionamiento renal para asegurar un mayor periodo de vida del receptor.

 

“En los casos de donación de riñón en vida, se extrae el órgano, se lleva a la sala de operaciones próxima, y después de realizar todos sus preparativos, se trasplanta en el paciente receptor, de tal forma que las posibilidades de daño al riñón a trasplantar son relativamente bajas”, subrayó Knight.

 

“Si se trata de una persona saludable, la vida con un solo riñón es segura, una vez pasada la operación y el proceso de curación, regresan a su vida normal. No quiere decir que no pueden llegar a surgir problemas renales en el futuro, sin embargo, donar un riñón no es motivo para desarrollar problemas posteriores en la vida”, añadió.

 

Mientras un paciente espera su turno para recibir un trasplante se somete a terapias sustitutivas a base de diálisis en sus distintas modalidades para ayudar al riñón defectuoso a realizar las funciones de uno sano.

 

Lo anterior permite eliminar el exceso de sales y agua del cuerpo, mantener los niveles adecuados de potasio, sodio y bicarbonato y ayudar a regular la presión sanguínea.

 

Sin embargo, aunque la diálisis es una opción eficaz, estar en estos tratamientos por mucho tiempo puede afectar el resultado de un trasplante de riñón, indicó el especialista.

 

Aunque los órganos donados en vida elevan de manera sustancial las posibilidades de sobrevivir a largo plazo, no es cualquier cosa pedirle a un familiar o a un amigo que sacrifique un riñón, expuso el médico, por ello recomendó recurrir a una organización que apoye con el proceso de encontrar un donante.

 

“Es totalmente posible llevar una vida perfectamente normal con un solo riñón, y en la mayoría de los casos, los seres queridos están más que dispuestos a dar esa oportunidad de vida donando su riñón”, manifestó Knight.

 

En 2015 se registraron un total de dos mil 770 trasplantes de riñón, en lo que va de 2016, se tiene registro de 354 trasplantes, en la gran mayoría de donador cadavérico.

 

La cantidad de trasplantes realizados no sobrepasa diez por ciento de las personas que integran la lista de espera, muchas de ellas de manera lamentable fallecerán antes de recibir el trasplante que requieren, dijo el especialista.

 

 

 

El actor mexicano Diego Luna volvió a ponerse en el banquillo del director por tercera ocasión, después de haber dirigido filmes como Abel (2010) y César Chávez (2014), en el road trip, Mr. Pig pone como tema central la paternidad, que no sólo le cambió la vida personal sino que fue el que lo llevó a dirigir, según explicó en conferencia de prensa realizada con motivo de la presentación del filme en el marco del Festival Internacional de Cine en Guadalajara.

“Viendo mi trabajo, hay un tema recurrente, que es la relación entre padres e hijos, y no es coincidencia que yo empecé a dirigir el día que me convertí en papá. De alguna forma, ser padre me dio esa necesidad de cuestionar cosas y mi trabajo se conecta con lo que pasa en la vida, lo que ocupa mi cabeza. De eso se trata mi trabajo por suerte”, comentó Luna en un encuentro con los medios.

“Es una reacción a ser padre y cuestionarte cómo le vas a hacer, qué tipo de padre quieres ser y, por ende, te hace pensar en tu relación con tus propios padres, hermanos, familia, y luego ver a otros padres. Reflexionar sobre eso es lo que me tiene dirigiendo”, añadió el actor que este año también forma parte del elenco de la cinta Rogue One, un spin off del universo de Star Wars, que llegará a las salas de cine en diciembre.

El actor destacó que para la realización de Mr. Pig intentó poner en la pantalla un ejercicio de observación de las personas motivado por su curiosidad creativa, “soy actor, soy muy curioso, me la paso fijándome en la vida, en el comportamiento de los otros, siempre es a raíz de esa curiosidad que dan ganas de contar esas historias que te van marcando en la vida. La ventaja de ser actor es que vivo de actuar y me puedo dar mi tiempo para dirigir, y sólo lo he hecho cuando he sentido que de verdad hay algo que quiero decir”, dijo.

En otro momento de la charla también agradeció al gobierno de Jalisco por todas las facilidades que le dieron para la filmación de su película, “Jalisco nos abrió sus puertas y tengo que agradecer a la gente del estado que nos dejó entrar a sus casas y fueron pacientes. Nos dejaron filmar en sus carreteras y esperaron a que las abrieran, no nos ‘mentaron la madre’ tantas veces”, detalló.

La cinta aborda la historia de un hombre americano de edad mayor (Danny Glover), quien vive en soledad alimentando sus propios placeres, vicios y sus fascinaciones por la ganadería, particularmente por los cerdos, emprende un viaje a México con la finalidad de vender un cerdo único en su especie, de gran valor monetario, del que considera podrá servir para tapar los vacios sentimentales en la relación que tiene con su hija (Maya Rudolph).

La cinta está cargada de sentimentalismo, con un toque de humor propio de la picardía mexicana, en la cual el personaje de Glover se convierte en lo mejor del filme con un naturalismo por representar a un hombre decadente, que se aferra a sus ideales y que provoca en el espectador un sentimiento extraño entre lo conmovedor y lo trágico. El actor también estuvo presente en la charla con los medios y agradeció la experiencia.

“Siempre he tenido este fuerte sentimiento acerca de la gente en México, su increíble humanidad, su extraordinaria historia, con la que he estado fascinado desde niño de alguna manera y siempre he tenido la posibilidad desde que era estudiante en la universidad o en otras formas desde mi trabajo de apreciar y honrar la historia de la gente en México”, dijo el actor reconocido mundialmente por filmes como El color púrpura, de Steven Spielberg.

Mr. Pig llegará a las salas de cine comerciales el próximo 22 de julio.

 

 

Los actores Antonio Banderas y Ron Perlman y el director mexicano Alfonso Cuarón serán las figuras que encabezarán el nutrido programa fílmico de la 31 edición del Festival de Cine de Guadalajara (FICG), que este viernes será inaugurado de manera oficial.

El estadunidense Ron Perlman, conocido por su personaje de Hellboy y su actuación en teleseries como Sons of Anarchy (Hijos de la anarquía), recibirá el premio Mayahuel a la Trayectoria Actoral durante la ceremonia de apertura del festival, además de participar en una charla con jóvenes.

También el mexicano Alfonso Arau, realizador de las cintas Como agua para chocolate (1992) y Zapata: el sueño del héroe (2012), recibirá un homenaje al recibir el Mayahuel de Plata por su trayectoria fílmica.

El español Antonio Banderas será galardonado con el Mayahuel al Cine Iberoamericano por “su brillante trayectoria en el cine”.

 

 

La noche de este miércoles inició la filmación del episodio VIII de Star Wars en Dubrovnik, Croacia, cuya calle principal Stradun, fue cerrada por primera vez al público. “Se trata seguramente de uno de los proyectos cinematográficos de la historia, es un proceso muy exigente y nosotros estamos felices de que Dubrovnik sea el escenario para una película tan importantes”, declaró este jueves el alcalde de la ciudad, Andro Vlahusic.

La octava entrega de la película de ciencia ficción, dirigida por Rian Johnson, se filmará en Dubrovnik hasta el 17 de marzo y su estreno en Estados Unidos, se espera para el 15 de diciembre de 2017. “Es un trabajo que estamos preparando desde hace un año”, confirmó Vlahusic.

La filmación se realizará de noche y en medio de un gran secreto en los palacios medievales de Stradun y sus alrededores para evitar cualquier filtración sobre su contenido antes del estreno.

La producción del filme se inició oficialmente en Reino Unido en febrero y se utilizarán diferentes localizaciones.

 

 

Como parte de su 31 edición, el Festival Internacional de Cine en Guadalajara (FICG) reconocerá con el Premio Maguey Queer Icon a la cantante española Mala Rodríguez.

Esta distinción reconoce a los representantes de la libertad contra los dogmas establecidos y la discriminación, figuras emblemáticas a favor de la igualdad y la equidad del ser humano, cita el portal web del FICG.

Mala Rodríguez es una cantante española de rap que ha editado cinco álbumes y ganado dos Grammy Latinos; uno en 2010 como Mejor Canción Urbana con el tema “No pidas Perdón”, que la convirtió en la primera mujer en ganar ese reconocimiento, y otro en 2013, por Mejor Álbum Urbano, por su quinto disco llamado Bruja (2013).

Su canción “Toca Toca” es considerada un himno lésbico y ha utilizado su posición para alzar la voz a favor de los derechos de la comunidad queer y de la aceptación.

 

 

En 2013, mientras los cines se llenaban con los admiradores del universo Tolkien o los seguidores de los superhéroes, y Sandra Bullock daba cátedra de actuación en un viaje estelar, dos hermanas, armadas con su popular “Libre soy” probaron que la trama que incluía a princesas aún atraía al público.

Tras el éxito de Frozen: Una aventura congelada, con sus 400 millones de dólares de recaudación en Estados Unidos y 1.2 billones en el mundo, la casa de Mickey Mouse decidió que este 2016, además de distribuir a sus Jedis en Rogue One: A Star Wars Story y a su superhéroe con Capitán América: Civil War, regresará a la fórmula de empoderar a una protagonista femenina en la cinta Moana.

Moana Waialiki será la primera princesa polinesia de Disney, la quinta alejada de las adaptaciones europeas, antecedida por Jasmín (Aladdín), Pocahontas, Mulán y Tiana (La princesa y el sapo). El filme será, según Andrew Millstein, presidente de Disney Animation Studios, uno de los más incluyentes por la suma de talento internacional para imprimir fidelidad a la historia.

“Es un contexto prehistórico, inspirado en leyendas de Oceanía. Hicimos una investigación profunda que cambió nuestra perspectiva del arte y la cultura (del continente insular). Estoy orgulloso de la inclusión de colaboradores de las islas del Pacífico Sur para desarrollar la historia con curiosidad y mucho respeto”, dijo Millstein, durante la presentación en Ciudad de México del filme Zootopia.

Así, a la épica aventura de Moana se unieron el guionista neozelandés Taika Waititi, el músico Opetaia Foa’i originario de Samoa, quien contribuirá en el soundtrack donde se apreciarán diferentes lenguas del Pacífico Sur, y la voz de Moana será la de la actriz hawaiana Auli’i Cravalho.

El actor también samoano Dwayne Johnson, mejor conocido como The Rock, se suma al elenco al prestar su voz al antes poderoso semidiós Maui. Ambos protagonistas estarán acompañados del cerdito mascota Pua y del amenazante gallo Hei Hei.

El filme, situado hace dos mil años, llevará a la adolescente hija del jefe de una tribu, con gran habilidad para navegar, a un viaje a través del océano, donde sorteará innumerables obstáculos, luchará contra temibles monstruos marinos, todo con el fin de continuar la búsqueda de una isla legendaria que dejaron inconclusa sus ancestros.

Moana será dirigida por Ron Clements y John Musker, cineasta detrás de La Sirenita, Aladdín o Hércules, quienes filmaron por primera vez con una animación generada totalmente en computadora, debido a su consideración de que a través del CGI se lograba el look más esculpido que deseaban para sus personajes.

 

 

Después de meses de rumores, Los Rolling Stones confirmaron a través de un comunicado oficial que tocarán de forma gratuita en Cuba el viernes 25 de marzo. El show se realizará en la Ciudad Deportiva de La Habana y será el primer concierto al aire libre que se realizará en el país centroamericano por parte de una banda británica.

De esta manera, concluirán el Olé Tour que comenzó en Santiago de Chile, que los llevó a Argentina durante febrero y que continúa con paradas en Brasil, Perú, Colombia y México.

“Siempre explorando nuevos horizontes y verdaderos pioneros del rock, los Stones, que estuvieron por todos los rincones del planeta, llevarán su performance explosiva y su increíble catálogo musical al Caribe por primera vez en la historia”, agregaron en el comunicado. “Hemos tocado en muchos lugares especiales a través de nuestra larga carrera pero este show en La Habana representará un hito para nosotros y esperamos para todos nuestros amigos en Cuba también”, se lee en el anuncio.

La banda liderada por Mick Jagger repasará todos los clásicos de su discografía al igual que lo hicieron durante sus tres shows en el Estadio Único de La Plata. Según informaron, este show en Cuba se gestionó hace meses y sucederá a días del anuncio de la visita de Barack Obama a las tierras de Fidel Castro.

El comunicado del grupo de rock indica que el evento en La Habana es posible gracias a la colaboración de la Fundashon Bon Intenshon, de Curacao, que apoya proyectos internacionales en áreas como la educación, el deporte y la cultura.

El Concierto por la Amistad, como lo han bautizado, será filmado para la posterior realización de un documental sobre la gira de la banda responsable de éxitos como “Satisfaction”, “Gimme Shelter” o “Start me up”.

Hace varios meses, el líder de la banda Mick Jagger realizó una visita privada a la isla que disparó los rumores sobre una posible presentación de sus “satánicas majestades” en la isla, algo que desde la semana pasada ya se daba por hecho al conocerse que miembros de su equipo ultimaban detalles para la organización del concierto con el Instituto Cubano de la Música.

Se espera que el concierto atraiga a una audiencia masiva en un país donde el gobierno alguna vez amonestó a los jóvenes por escuchar rock, cuando esa música era vista como una herramienta del capitalismo occidental.

 

 

Como lo prometieron sus organizadores, el Electric Daisy Carnival (EDC) se convirtió en una fiesta explosiva durante los dos días del encuentro, sin embargo, este domingo la experiencia se intensificó y aumentó la euforia de los más de 50 mil asistentes que se dieron cita en el Autódromo Hermanos Rodríguez, para bailar al ritmo de DJ’s internacionales como Nicky Romero, Axwell A Ingrosso, entre otros que hicieron vibrar los cuatro escenario del festival.

The Wookies, una banda mexicana con estilo de Techno y disco, conformada por Hugo Díaz Barreiro y Andre Fernández, fundador de la casa discográfica de música electrónica; Electrique Music, fueron los encargados de abrir el segundo día de actividades en el escenario principal, y aunque el público llegaba paulatinamente a partir de las 14:00 horas, los exponentes de este género en nuestro país estuvieron acompañados por un gran número de seguidores, quienes bailaban al ritmo de “Day Dream”, “ Acapulco Golden”, “La Quebrada”, entre otras.

La música electrónica se apoderó de cada uno de los escenarios, pero, es necesario resaltar que en cuestión de espectáculo, la estructura del Kinetic Field fue la más sobresaliente por su sincronía con las luces y los juegos pirotécnicos al ritmo de los beats, sin descartar el búho gigante que observaba a los headliners, un dragón que expulsaba vapor y una catarata que en todo momento hacia circular agua, que dejaba a los DJ’s, un  ambiente ideal para desmontar su talento.

Yellow Claw, Nicky Romero, Dj Snake, Galatzia & Geru, y KSHMR, fueron de los más esperados de la noche y lograron un ambiente lleno de adrenalina para los miles de asistentes, que disfrutaban la tercera edición de uno de los festivales más importantes de música electrónica en el mundo, que ha recorrido países como Estados Unidos y Japón y que llegó a México desde el 2014.

El grupo de DJ’s Happy Colors se encargó de poner un ambiente diferente con géneros como el  reggaeton, merengue, y ritmos más tropicales combinados con la música electrónica, y en el escenario Dos Equis la mayoría dejó de lado los beats y los unió con bailes como el twerking, que se caracterizan por movimientos sensuales usando principalmente la cadera.

Los coloridos vestuarios se volvieron a hacer presentes este domingo, mujeres con faldas de colores, gorros de peluche, y en pijama de conejo, por mencionar algunos, llamaron la atención de los presentes, quienes no dudaron en tomarse fotografías con ellas para mantener el recuerdo del  festival. Por otro lado, los hombres dejaron de lado la ropa y aunque en la tarde el calor se hizo presente en el recinto, por las noches y a pesar del frío, continuaban sin playera como en plena primavera.

A comparación de otros eventos musicales, este festival se guardará en la mente de los headliners, ya que pocas veces se lograba observar que sacaran sus teléfonos móviles para grabar el espectáculo,  porque simplemente disfrutaban del show que cada Dj ofrecía en los distintos escenarios, con sus respectivos géneros, entre los destacaron el House, Deep House y Techno.

Los juegos mecánicos se convirtieron en un atractivo importante para los presentes, quienes se formaban hasta por más de media hora para lograr subir a la rueda de la fortuna o las sillas voladoras, por mencionar algunos.  Asimismo, distintas marcar de alcohol y de papas fritas realizaron activaciones entre las que destacaban performance de hombres con zancos y trajes coloridos.

 

 

 

En los años 50 y 60, Hollywood popularizó el género péplum con espectaculares producciones que conjugaban el cine histórico y, en ocasiones, el de aventuras principalmente sobre las historias grecorromanas. La relación entre los hombres y los dioses de las diversas religiones se mostraba en fascinación en la pantalla grande y con el paso del tiempo se fue consolidando como uno de los géneros por excelencia entre el público cinéfilo.

Sin embargo, en los últimos años Hollywood se ha encargado de darle un sentido cada vez más espectacular a las historias que tienen que ver con el hombre y su relación con los dioses tal y como ocurre en Dioses de Egipto, bajo la dirección de Alex Proyas (El cuervo, 1994, y Yo, Robot, 2004) en una súper producción que supera los 100 millones de dólares, y que llega hoy a las salas de cine nacionales.

La transformación del género por el cine de aventuras en las que se hace uso de lo más novedoso de la tecnología ha venido a generar expectativa en cuanto a lo respetado o no de las historias. En este caso Proyas retoma a las deidades egipcias para mostrarnos una aventura de acción.

El filme cuenta una historia de supervivencia de la humanidad por la que tienen que luchar luego de que un héroe mortal inesperado, Bek (Brenton Thwaites) emprende un emocionante viaje para salvar al mundo y rescatar a su verdadero amor. Para tener éxito, tiene que pedir la ayuda del poderoso dios Horus (Nikolaj Coster-Waldau) en una improbable alianza contra Set (Gerard Butler), el dios implacable de la oscuridad, que ha usurpado el trono de Egipto, hundiendo el imperio que una vez fue pacífico y próspero en el caos y el conflicto.

Conforme su impresionante batalla contra Set y sus secuaces les lleva a la otra vida y a través de los cielos, ambos el dios y el mortal deben pasar pruebas de coraje y sacrificio si esperan prevalecer en la espectacular confrontación final.

El filme tiene como protagonistas a algunas estrellas de los últimos años que han formado parte de películas y series que se manejan en el mismo tenor de épica y acción como es el caso de Gerarld Butler, quien fue protagonista de 300, mientras que Nikolaj Coster-Waldau es una de las principales figuras de la serie Game of Thrones, de la cadena HBO.

Finalmente, cabe señalar que la historia fue reimaginada por los escritores Matt Sazama y Burk Sharpless quienes tomaron el mito de Osiris como modelo argumental.

 

VIDEO DE INTERÉS

BANNERS DERECHA

 
 

Carlos Alejandra, A.C.